Vestes tradicionales sólo se utilizarán en 1 de los 5 eventos de la sucesión en Japón





El imaginario occidental sobre el armario oriental es una mezcla de referencias basadas en mangas, películas americanas de lucha y fantasías. La abdicación de Akihito y la llegada de su hijo, Naruhito, al trono servirán para desmistificar esa caricatura.





Desde el miércoles (primera) hasta noviembre y se han programado cinco eventos para marcar la sucesión imperial, pero sólo uno de ellos, en octubre, se utilizarán los trajes tradicionales. El protocolo comienza tras el anuncio del primer ministro japonés, Shinzo Abe, en el Palacio Imperial.

Allí, tanto Akihito como su familia vestir trajes de sastrería, y miembros de la casa imperial llevarán tres cajas hasta el emperador. En una de ellas habrá un espejo, considerado una joya sagrada. En otro, un objeto que nadie sabe lo que es, ni siquiera los emperadores.

La tercera caja estará vacía, como representación de la espada Kusanagi, que en la mitología fue dada a la diosa del sol por su hermano, el dios Susano'o.

Cuando Akihito se convirtió en emperador, la foto de los símbolos tradicionales en las cajas junto a la comitiva vestida con ropas occidentales transmitió al mundo una imagen que pasea entre tradición y modernidad.

El visual que el mundo espera ver, con quimonos y adornos, sólo será visto en una ceremonia en octubre, cuando Naruhito inicia de hecho la era Reiwa.

Compuesto por una túnica de seda sobrepuesta a una base blanca adornada con bordados de follaje en el mismo color, la imagen de la ropa data del inicio de los linajes imperiales, más de 600 aC Los adornos de cabeza emulan los peinados de los que gobernaron durante el período Edo, en el siglo 15, mientras que las proporciones de la ropa apuntan a las vestiduras de samurais de aquella época.





Son las referencias a la riqueza imagética de ese tiempo que guían la producción de quimonos aún hoy. Bordados con flores, pulidos y cortados con precisión milimétrica por artesanos del interior del país, esas ropas llevan la seda más pura disponible en el mercado.

En las islas al sur de Japón, como Amami Oshima, todavía se usa lodo rico en hierro para dar color a los hilos de seda. Cortadas manualmente, las vestimentas llegan a costar más de R $ 45 mil.

Brasil puede participar en la ceremonia de sucesión. En el estado de Paraná, comandada por nipo-brasileños, los hilos considerados más finos del mundo, cuyos rodillos son usados ​​por la marca francesa Hermès y la industria japonesa de lujo para confección de trajes especiales.

Nacho Vega

Nacho Vega. Nací en Cuba pero resido en España desde muy pequeñito. Tras cursar estudios de Historia en la Universidad Complutense de Madrid, muy pronto me interesé por el periodismo y la información digital, campos a los que me he dedicado íntegramente durante los últimos 7 años. Encargado de información política y de sociedad. Colaborador habitual en cobertura de noticias internacionales y de sucesos de actualidad. Soy un apasionado incansable de la naturaleza y la cultura. Perfil en Facebook: https://www.facebook.com/nacho.vega.nacho Email de contacto: nacho.vega@noticiasrtv.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *