Un falso dilema en el aire: el impacto de la tecnología en el negocio de la salud





No es necesario ser un experto para notar fallas estructurales en sistemas de salud. Una evidencia irrefutable de este hallazgo es saber que Estados Unidos invierte alrededor del 18% de su PIB en salud y, adem√°s de estar lejos del l√≠der mundial en calidad asistencial, enfrent√≥ una reducci√≥n en la longevidad de su poblaci√≥n en el segundo semestre. de la √ļltima d√©cada. ¬°No tiene sentido!





Varios factores influyen en esta situación y sus resultados. Estoy convencido de que el modelo mental actual centrado en la enfermedad está en la base de tal distorsión, dejando a la prevención un espacio de deseo futuro. ¡Pero la prevención no puede bajarse del escenario!

Como resultado de esta visión errónea, la evolución en las relaciones entre los proveedores de servicios y los pagadores creó un sistema de reembolso lo que, por sí solo, crea un sesgo para incrementar la demanda de servicios, independientemente de la relevancia de la atención. Es un modelo conceptual insostenible que destruye valor con el tiempo.

Antes de seguir adelante, cabe se√Īalar que, a pesar de ser hijo, hermano, yerno, t√≠o, sobrino y amigo de m√©dicos, soy ingeniero y entr√© al √°rea de la salud inspirado por la posibilidad de hacer accesible un vital neurol√≥gico. signo hasta ahora aprisionado dentro de nuestras cabezas. La liberaci√≥n de un signo vital salva vidas y reduce el dolor y el sufrimiento. Y es un ejemplo de c√≥mo podemos construir una medicina que sea m√°s predictiva y menos reh√©n del paradigma actual.

Me refiero a una innovación médica global desarrollada por nuestra tecnología de salud, brain4care, que demostró que la caja del cerebro pulsa en sincronía con el ciclo cardíaco, desarrollado sensores externos y no invasivos que capturan este pulso de forma continua y establecen correlaciones entre estos pulsos y los cambios en volumen y presión intracraneales Рun fenómeno conocido técnicamente como distensibilidad intracraneal o cerebral.

Para comprender la relevancia de este tecnología, Debo enfatizar que los trastornos neurológicos representan hoy la segunda causa principal de muerte y la principal causa de discapacidad en todo el mundo. Y la gran mayoría de estas afecciones están relacionadas con cambios en el volumen y la presión intracraneales.

Esto suena m√°s obvio cuando hablamos de accidente cerebrovascular (ACV), hidrocefalia, tumores y traumatismos, pero el punto es que otras enfermedades, que no siempre se originan en el sistema nervioso, pueden afectar tal complacencia intracraneal; aqu√≠ hay problemas en el coraz√≥n, h√≠gado y ri√Īones, por ejemplo. Y necesitamos reducir urgentemente la carga global de trastornos neurol√≥gicos.





Ahora que he aclarado la motivaci√≥n de mi compromiso profesional con la salud, siempre soy consciente de que el privilegio de forastero no est√° siendo influenciado por la visi√≥n de iniciados, Puedo compartir que dirig√≠ un equipo incre√≠ble en el dise√Īo de esta innovaci√≥n en conexi√≥n directa con lo que creemos que es la esencia de medicamento: ampliar el territorio de la salud. ¬°Es m√°s que simplemente reducir el territorio de las enfermedades!

Después de documentados avances científicos y la aprobación regulatoria de Anvisa y la FDA (en los EE. UU.), Lanzamos esta tecnología pionera y asequible y ahora enfrentamos el falso dilema de la tecnología aplicada a la salud: la percepción de que aumentar la predicción y la prevención, expandiendo la relevancia de la atención y la mejora del resultado, podría poner la cadena de valor en los negocios del segmento. Aquí hay una mala interpretación que será fatal para muchos actores involucrados en este universo.

En esencia, veo esto como la inercia de una visi√≥n que alguna vez fue dominante, t√≠pica de alguien que est√° atrapado en una realidad anterior y ya no puede percibir otros movimientos relativos. Esta l√≥gica parcial lleva a pensar que predecir la evoluci√≥n cl√≠nica del paciente afecta negativamente a la prescripci√≥n, o que evitar la intervenci√≥n quir√ļrgica reduce la rentabilidad patrimonial. Es una vista distorsionada, pero todav√≠a sucede ah√≠ fuera.

Y se vuelve a√ļn m√°s insignificante no solo porque elimina la paciente desde el centro, sino porque es una falacia. El observador, atrapado en el modelo mental de que la enfermedad expande el negocio, solo ve un lado de la ecuaci√≥n. As√≠, no se dan cuenta de que la tecnolog√≠a tambi√©n prev√© la necesidad de anticipar intervenciones, realizar pruebas impensadas, ajustar protocolos obsoletos, entre otras infinitas posibilidades que, al final, no solo mejoran la vida de las personas sino que tambi√©n promueven mejores resultados empresariales.

Si la trampa del falso dilema no fuera suficiente, la no percepción de que, con la digitalización, todo será más fácilmente identificable, rastreable, comparable y analizable. Y esto cambia totalmente el juego: se quita el foco en la enfermedad y los accidentes, entra la mirada hacia la prevención, el resultado y la casuística. El movimiento tectónico ya ha tenido lugar. Lástima que pocos conozcan el origen de los tsunamis.

* Plinio Targa es CEO de brain4care

Ana Gomez

Ana G√≥mez. Naci√≥ en Asturias pero vive en Madrid desde hace ya varios a√Īos. Me gusta de todo lo relacionado con los negocios, la empresa y los especialmente los deportes, estando especializada en deporte femenino y polideportivo. Tambi√©n me considero una Geek, amante de la tecnolog√≠a los gadgets. Ana es la reportera encargada de cubrir competiciones deportivas de distinta naturaleza puesto que se trata de una editora con gran experiencia tanto en medios deportivos como en diarios generalistas online. Mi Perfil en Facebook:¬†https://www.facebook.com/ana.gomez.029   Email de contacto: ana.gomez@noticiasrtv.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *