Trump intenta dominar la narrativa de las protestas y Biden reacciona para evitar la agitación





Los n√ļmeros llamaron la atenci√≥n de Joe Biden poco despu√©s de la convenci√≥n republicana.





En Wisconsin, considerado clave para la disputa de la Casa Blanca, el apoyo a las protestas contra el racismo y la violencia policial se había desplomado 13 puntos porcentuales entre junio y agosto.

Realizada por la Facultad de Derecho de Marquette, la encuesta fue localizada y midió la opinión de los votantes justo antes de la nueva ola de manifestaciones en el país, pero aun así, preocupó al candidato demócrata.

Las afirmaciones de los grupos progresistas son generalmente positivas para Biden, pero el esfuerzo de Donald Trump por dominar la narrativa de la protesta con el discurso de la ley y el orden ha llevado al exdiputado de Barack Obama a reaccionar para evitar un cambio radical.

Líder en las encuestas nacionales y en la mayoría de los estados decisivos, Biden tiene una trayectoria centrista, pero Trump lo acusa de ser un radical de izquierda que hundirá al país en la violencia si es elegido.

El presidente utiliza la ret√≥rica del miedo para animar su base conservadora y tambi√©n intenta asustar a los votantes independientes y moderados que eligieron al republicano en 2016 y ahora, cansados ‚Äč‚Äčde su postura agresiva, coquetean con la candidatura de Biden.

¬ęEsta elecci√≥n decidir√° si protegemos a los estadounidenses respetuosos de la ley o si damos rienda suelta a los violentos anarquistas, agitadores y criminales que amenazan a nuestros ciudadanos¬Ľ, dijo Trump la semana pasada durante la convenci√≥n republicana.





Ante el discurso incrustado del presidente, Biden revis√≥ las estrategias y decidi√≥ viajar a Wisconsin y otras regiones clave despu√©s de un largo per√≠odo evitando apariciones p√ļblicas debido a la pandemia.

El demócrata también lanzó comerciales de televisión específicos para esos estados, en un intento de contrarrestar el mensaje de que es una amenaza para Estados Unidos y de imprimir en Trump la marca de un líder irresponsable, que legitima el odio y el racismo en el país.

¬ę¬ŅParezco un socialista radical al que le gustan los revoltosos? ¬ŅEn serio?¬Ľ, Dijo Biden en un evento a principios de semana. ¬ęLos disturbios no son protestas. Saquear no es protestar. Prender fuego no es protestar. Son ilegales, simplemente. Quienes lo hacen deben ser procesados. La violencia no traer√° cambios, solo destrucci√≥n¬Ľ.

El 23 de agosto, Jacob Blake, un hombre negro de Kenosha, Wisconsin, recibió siete disparos en la espalda durante un acercamiento policial, convirtiendo a la ciudad de 100,000 habitantes en un punto crucial en la carrera por la Casa Blanca.

El episodio dio un nuevo impulso a los hechos que se han apoderado del país desde finales de mayo, cuando George Floyd, un hombre negro y desarmado, fue asfixiado por un policía blanco en Minnesota.

La mayoría de las manifestaciones habían tenido lugar pacíficamente hasta entonces, pero el caso de Blake intensificó la polarización en las calles con enfrentamientos entre racistas y antirracistas y la muerte de al menos tres personas.

En Kenosha, un joven de 17 a√Īos vinculado a organizaciones de extrema derecha mat√≥ a dos manifestantes antirracistas con un rifle AR-15. En Portland, Oregon, un hombre que llevaba una gorra con la insignia de un grupo de extrema derecha fue asesinado en medio de los actos por un hombre que se declar√≥ antifascista, y que fue asesinado por la polic√≠a el jueves por la noche (3).

Trump no criticó al francotirador de Kenosha y simpatizó con la muerte de la víctima en Portland, llevando las protestas al centro del debate electoral.

A menudo con acusaciones falsas y racistas, El intento del presidente es cambiar de tema y hacer que la campa√Īa no sea un refer√©ndum sobre su conducta err√°tica e ineficaz ante la pandemia que ya ha cobrado la vida de casi 190.000 personas en Estados Unidos.

Menos de 60 d√≠as antes de las elecciones, Trump juega para un sprint, mientras que Biden act√ļa para mantener el liderazgo.

Seg√ļn el sitio web FiveThirtyEight, que recopila el promedio de las principales encuestas del pa√≠s, Biden tiene el 50,2% frente al 42,9% de Trump. La diferencia ya ha llegado a casi diez puntos -incluido Wisconsin-, pero hoy se sit√ļa en siete, tanto a nivel nacional como estatal.

En 2016, Trump tambi√©n us√≥ el miedo en su campa√Īa contra Hillary Clinton, diciendo que los inmigrantes violentos invadir√≠an Estados Unidos si el dem√≥crata era elegido. Logr√≥ una victoria asombrosa, pisoteando las predicciones que, como ahora, mostraban su nombre en todas las encuestas.

En ese momento, sin embargo, otros factores contribuyeron al resultado, como el cansancio de parte de la población con la política tradicional y la baja participación de votantes progresistas, entre negros y jóvenes, que no se sintieron movilizados para votar por Hillary Рel voto no es requerido en los Estados Unidos.

Este a√Īo, Trump es el presidente en el cargo, bajo una pandemia que mat√≥ a miles y una crisis econ√≥mica que dej√≥ a millones de desempleados.

La tasa de desempleo de EE. UU. Alcanzó el 14% durante la pandemia y en agosto bajó al 8,4% con el fin de las ayudas gubernamentales y el regreso al trabajo de las personas que estaban de licencia debido a la crisis de salud: la creación de nuevos puestos sigue ralentizándose.

La econom√≠a fue el principal activo de Trump a principios de este a√Īo, cuando las cifras fueron bastante positivas. Ahora, aunque la recuperaci√≥n sigue frenada, la mejora de las tasas de paro fue celebrada por el presidente, que promete ¬ęun a√Īo a√ļn mejor¬Ľ para 2021.

La popularidad del presidente ha ido disminuyendo desde principios de a√Īo, pero en las √ļltimas semanas su desempe√Īo ha mejorado en algunos estados clave.

Los expertos enfatizan que la confiabilidad de las encuestas puede variar ampliamente, incluso seg√ļn la participaci√≥n de los votantes el d√≠a de las elecciones, y no hay datos concluyentes que demuestren que los moderados votar√≠an por Trump porque temen la violencia, por ejemplo. Pero Biden no quiere correr riesgos.

En 2016, Trump gan√≥ en el Electoral College, el sistema indirecto que elige al presidente estadounidense, por un margen bastante estrecho en Pensilvania, Michigan y Wisconsin, que gan√≥ un nuevo foco este a√Īo con las protestas en Kenosha.

El martes (1), Trump viaj√≥ a la ciudad y elogi√≥ a la polic√≠a, anunci√≥ la transferencia de recursos para fortalecer las fuerzas de seguridad y calific√≥ las protestas de ¬ęterrorismo interno¬Ľ.

Dos días después, fue el turno de Biden de hacer la cruzada para oponerse al presidente.

El demócrata habló con Blake por teléfono y tuvo una reunión privada con su familia, que no se reunió con Trump durante la visita del presidente. Biden también habló con líderes comunitarios en una iglesia, sopesando oportunidades y riesgos para dar fe de su promesa de unificar el país incluso en tiempos tan divisivos.

El equipo de Biden siempre ha sabido que las protestas no serían una fuente segura de votos: le cuesta ganarse a los votantes jóvenes y negros, principalmente en las calles, pero tiene a Obama, popular entre estos grupos, como el principal líder electoral.

Biden est√° apostando por un gran arco anti-Trump para atraer a personas progresistas a moderadas y eval√ļa que el desaf√≠o ha aumentado en tama√Īo con las protestas de Wisconsin.

Los asesores del presidente, a su vez, dicen que para quedarse en la Casa Blanca, Trump podr√≠a perder en Michigan y Pensilvania (Biden lidera en ambos estados por un margen de 6,5 y 4 puntos, respectivamente), siempre y cuando se lleve Wisconsin y el otros estados donde gan√≥ hace cuatro a√Īos.

En una elección disputada en la que es imposible dominar los hechos, avanza una persona que controla la narrativa.

Nacho Vega

Nacho Vega. Nac√≠ en Cuba pero resido en Espa√Īa desde muy peque√Īito. Tras cursar estudios de Historia en la Universidad Complutense de Madrid, muy pronto me interes√© por el periodismo y la informaci√≥n digital, campos a los que me he dedicado √≠ntegramente durante los √ļltimos 7 a√Īos. Encargado de informaci√≥n pol√≠tica y de sociedad. Colaborador habitual en cobertura de noticias internacionales y de sucesos de actualidad. Soy un apasionado incansable de la naturaleza y la cultura. Perfil en Facebook:¬†https://www.facebook.com/nacho.vega.nacho Email de contacto: nacho.vega@noticiasrtv.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *