Tribunal ruso rechaza liberar a un estadounidense acusado de espionaje





El estadounidense Paul Whelan, detenido a finales de diciembre en Moscú y acusado de espionaje, permanecerá en la cárcel después de que un tribunal de Moscú rechazara su petición de liberación.





"El recurso de la defensa (por su liberación) fue rechazado", declaró el juez del tribunal de Lefortovo, Dmitry Proniakine, en presencia del ex infante de marina de 48 años, en su primera aparición pública desde que fue detenido.

Paul Whelan oyó la decisión con la ayuda de un traductor. El acusado estaba en una especie de 'caja' de vidrio, como es costumbre en Rusia para los juicios de sospechosos mantenidos en detención.

El abogado de Paul Whelan, Vladimir Jerenbekov, ya había expresado poca esperanza en la aceptación del recurso ante el tribunal.

"En Rusia, la regla es dejar que las personas queden presas", dijo el abogado fuera del tribunal.

Paul Whelan fue detenido el 28 de diciembre de 2018. Los servicios de información rusos (FSB) alegan haberlo detenido "mientras estaba cometiendo un acto de espionaje".

El británico-estadounidense niega todas las acusaciones que le fueron hechas y podrá enfrentar una sentencia de hasta veinte años de prisión.





Algunos expertos creen que su detención está vinculada al caso de la rusa María Butina, presa en julio de 2018 en Washington, siendo Whelan una especie de moneda de cambio. Butina se declaró culpable de espiar a Moscú.

La portavoz de la embajada de Estados Unidos en Moscú, Andrea Kalan, dijo a la prensa rusa que el caso es "seguido de cerca" por las autoridades norteamericanas.

"Nosotros seguimos pidiendo a Rusia que siga las leyes internacionales y realice un juicio rápido, justo y transparente", agregó Andrea Kalan.

El embajador de Estados Unidos en Moscú, Jon Huntsman, visitó a Paul Whelan en la prisión de Lefortovo, en la capital rusa.

De acuerdo con Jerebenkov, el juicio de Paul Whelan probablemente no ocurrirá antes de seis meses y ningún intercambio podrá ser organizado antes del final.

"Lo vi la semana pasada (…), él se siente bien, tiene un sentido de dignidad", dijo el abogado.

Paul Whelan, que tiene las nacionalidades norteamericana, británica e irlandesa, visitó la capital rusa para el matrimonio de un amigo, según su familia. Nacido en Canadá, es director de seguridad internacional del BorgWarner Group, fabricante estadounidense de autopartes.

Varios expertos pusieron en duda el hecho de que Whelan era un espía.

De acuerdo con el diario New York Times, Paul Whelan fue sometido a un tribunal marcial en 2008 por robo y fraude, crímenes que impiden o al menos dificultan el reclutamiento para los servicios de información.

Manuel Rivas

Fernando Rivas. Compagino mis estudios superiores en ingeniería informática con colaboraciones en distintos medios digitales. Me encanta la el periodismo de investigación y disfruto elaborando contenidos de actualidad enfocados en mantener la atención del lector. Colabora con Noticias RTV de manera regular desde hace varios meses. Profesional incansable encargado de cubrir la actualidad social y de noticias del mundo. Si quieres seguirme este es mi... Perfil en Facebook: https://www.facebook.com/manuel.rivasgonzalez.14 Email de contacto: fernando.rivas@noticiasrtv.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *