Tiroides en equilibrio





Ella est√° en el centro de todo. Ayuda a regular la Peso, O humor, O tr√°nsito intestinal e incluso el latido del coraz√≥n coraz√≥n. Situado en el cuello, el tiroides produce hormonas que controlan varios engranajes del cuerpo. Si trabaja demasiado lento o demasiado r√°pido, literalmente puede sufrir desde las u√Īas de los pies hasta la cabeza.





La diversidad y la no especificidad de los s√≠ntomas a menudo dificultan el diagn√≥stico, e incluso conseguir el tratamiento correcto y seguirlo no es tan sencillo. Hasta el 40% de los brasile√Īos con hipotiroidismo, el trastorno glandular m√°s prevalente, no est√°n adecuadamente controlados, seg√ļn datos presentados en el √ļltimo Encuentro Brasile√Īo de Tiroides.

Aunque su forma se asemeja a una mariposa, la estructura debe su nombre a la palabra griega thyreos, que significa ¬ęescudo¬Ľ. Las met√°foras y las comparaciones no se detienen ah√≠. ‚ÄúEn el cuerpo, cada √≥rgano funciona como un m√ļsico, pero en una orquesta necesitan tocar juntos. Quien hace los arreglos y dicta el ritmo es el director. Y eso es lo que hace la tiroides ‚ÄĚ, resume el endocrin√≥logo Jos√© Augusto Sgarbi, presidente del Departamento de Tiroides de la Sociedad Brasile√Īa de Endocrinolog√≠a y Metabolog√≠a (Sbem).

La regencia se lleva a cabo a través de sus hormonas, que regulan la forma en que el cuerpo usa y almacena energía: triyodotironina (T3) y tiroxina (T4). Pero la tiroides también recibe órdenes de otra glándula, la glándula pituitaria, que está en el cerebro y libera hormona estimulante de la tiroides (TSH).

Es con este orden que se empieza a sintetizar T3 y T4 en el interior del cuello. Una vez en circulaci√≥n, ‚Äúlas hormonas tiroideas entran en las c√©lulas y hacen que funcionen bien‚ÄĚ, explica el endocrin√≥logo Alexei Volaco, profesor de la Pontificia Universidad Cat√≥lica de Paran√° (PUC-PR).

Estas siglas no merecen ser conocidas en balde. En general, si los niveles de TSH no coinciden con lo que se espera para las hormonas tiroideas, si sospecha que algo anda mal, son an√°lisis de sangre que comprueben eso. TSH alta con T3 y T4 bajas es un signo de hipotiroidismo, un desequilibrio que, seg√ļn estimaciones, afecta a uno de cada diez brasile√Īos. En el hipertiroidismo, presente en el 2% de la poblaci√≥n, ocurre lo contrario: hay tanta T3 y T4 en la sangre que la TSH, que impulsa a la tiroides a trabajar, es menos necesaria y acaba disminuyendo.

Las proyecciones sobre el n√ļmero de personas afectadas por estos problemas no son demasiado precisas, ya que los criterios utilizados en los estudios y las caracter√≠sticas del grupo examinado pueden variar: las personas con una dieta deficiente en yodo, por ejemplo, corren mayor riesgo, tanto que el mineral se agrega a la sal de mesa.





De todos modos, en ambas situaciones, el director no está en la mejor forma y la orquesta puede tocar fuera de ritmo. Diariamente, debido a síntomas inespecíficos, el hipotiroidismo en particular acaba confundiéndose con otras enfermedades y menos detectado.

Un an√°lisis de sangre quita la duda, pero antes de los 40 a√Īos, la edad a partir de la cual los problemas se vuelven m√°s comunes, es dif√≠cil hacer un chequeo de tiroides. La soluci√≥n pasa por una buena investigaci√≥n m√©dica, en la que el paciente debe informar, entre otras cosas, si tiene antecedentes familiares de disfunciones y procedimientos en la gl√°ndula.

Qué desenreda la tiroides

Las principales situaciones que afectan a la gl√°ndula (y al resto del cuerpo):

Hipotiroidismo

La glándula produce menos hormonas de las que debería. Como la tiroides regula el metabolismo, cuando esto ocurre, el cuerpo tiende a ralentizarse. El tratamiento es el reemplazo hormonal de por vida.

Hipertiroidismo

Es lo contrario: la tiroides libera demasiadas hormonas, lo que acelera el metabolismo. La detección es un poco más fácil, ya que los síntomas son más específicos (caso de pérdida de peso). Los medicamentos y otras terapias equilibran las cosas por aquí.

Nódulos

Suelen aparecer con el envejecimiento y, por lo general, son benignos y de peque√Īo tama√Īo, sin generar riesgo ni requerir remoci√≥n. Puede ser necesario un seguimiento si aumentan de tama√Īo o sufren transformaciones.

C√°ncer

Cuando el bulto es maligno, la forma suele ser extraer la tiroides. La mayoría de los tumores no son muy agresivos y tienen una alta tasa de curación. Una vez que se extrae la glándula, el reemplazo hormonal también es necesario de por vida.

A la caza del hipotiroidismo

Uno de los signos m√°s visibles de hipotiroidismo es aumento de peso, resultado de un metabolismo m√°s lento y retenci√≥n de l√≠quidos. Sin embargo, este aumento no suele ser tan marcado. ¬ęEs necesario dejar en claro que el hipotiroidismo no es una causa de obesidad¬Ľ, dice Sgarbi. ¬ęPero puede empeorar la situaci√≥n y dificultar la p√©rdida de peso¬Ľ, a√Īade.

Cuando hay un decifito en la producci√≥n de T3 y T4, incluso si el individuo come menos, el cuerpo usa menos energ√≠a. Y los efectos de este ritmo m√°s lento a veces se sienten en los otros instrumentos de la orquesta. El cambio en las hormonas puede causar estre√Īimiento, bajar la presi√≥n y reducir la frecuencia card√≠aca y la funci√≥n renal. ¬ęLos pacientes con enfermedad no controlada tambi√©n refieren cansancio, des√°nimo, indisposici√≥n y somnolencia excesiva¬Ľ, dice el m√©dico de Sbem.

Una de las principales causas del hipotiroidismo se llama tiroiditis de Hashimoto, un trastorno autoinmune que induce la producción de anticuerpos contra las células de la glándula. En general, la falta de hormonas es hasta diez veces más frecuente en las mujeres.

La ciencia a√ļn tiene que determinar el 100% de la raz√≥n, pero se cree que est√°n involucrados otros cambios hormonales relacionados con el ciclo reproductivo. Las aver√≠as pueden aparecer con el gestaci√≥n o principalmente con el menopausia – y luego s√≠ntomas similares pueden estropear las cosas y retrasar el diagn√≥stico. Hablando de ello, cabe a√Īadir que los problemas de tiroides tambi√©n dificultan la Fertilidad.

Aunque a la gente le aterroriza radiaci√≥n por estar relacionado con el da√Īo tiroideo, lo cierto es que no es uno de los elementos m√°s determinantes en la mayor√≠a de situaciones. ‚ÄúCuando hablamos de radiaci√≥n como factor de riesgo, generalmente se refiere a casos en los que hubo una gran exposici√≥n, especialmente en la infancia‚ÄĚ, explica la radi√≥loga Ana Christina Melichar, coordinadora de ultrasonido del Laboratorio Richet, en R√≠o de Janeiro.

A trav√©s de la investigaci√≥n, factores como la edad, el g√©nero y la gen√©tica tienen una influencia mucho mayor. El ADN, por cierto, incide tanto en el riesgo de desarrollar una disfunci√≥n o tumor a lo largo de la vida como en la aparici√≥n de una enfermedad espec√≠fica de los beb√©s, la hipotiroidismo cong√©nito, detectado ya al nacer. Afecta a uno de cada 3 mil ni√Īos y es una de las condiciones identificadas (y tratadas) gracias a prueba de pie, hecho en el hospital de maternidad.

En busca del ritmo perdido

Una vez diagnosticado, el hipotiroidismo tiene un tratamiento relativamente simple e incluso est√° disponible en la red b√°sica de salud: basta con reemplazar las hormonas, especialmente la T4, tambi√©n conocida con el nombre gen√©rico de levotiroxina. ¬ŅPor qu√© es el favorito? ‚ÄúLa T4 es m√°s segura y estable, y el cuerpo la convierte en T3 seg√ļn sea necesario‚ÄĚ, explica Sgarbi.

Es una forma de proteger al organismo, haciendo que la propia versi√≥n activa (T3) solo entre en la ecuaci√≥n cuando realmente se necesita. Pero lo ¬ęrelativamente simple¬Ľ puede resultar m√°s complicado en la pr√°ctica.

La tasa de adherencia al tratamiento y control de la enfermedad, como muestran las nuevas encuestas, est√° lejos de ser ideal. Para empezar, la recomendaci√≥n es hacer un seguimiento con un endocrin√≥logo. El acceso a la levotiroxina en s√≠ es f√°cil y el desaf√≠o no es tanto iniciar el tratamiento, sino garantizar su mantenimiento durante los pr√≥ximos a√Īos.

Además de ser algo de por vida, la dosis varía no solo de una persona a otra, sino con el tiempo. El control con exámenes debe realizarse periódicamente y los niveles hormonales deben ajustarse al menos cada seis meses con el médico. Este cuidado evita que todo el concierto se desafine y elimina las molestias típicas del hipotiroidismo, como fatiga y el retención de líquidos.

Es bueno tomarse el tiempo para hacer sonar una alerta de los propios profesionales de la salud: hay personas que, incluso sin problemas de tiroides, optan por las pastillas T3 para adelgazar o incluso para estar ‚Äúm√°s conectados‚ÄĚ. El fen√≥meno es com√ļn en las redes sociales y otros sitios. Adem√°s de los riesgos para el organismo de un uso fuera de contexto, el origen del producto es cuestionable: estos f√°rmacos suelen ser manipulados y no siempre se someten a controles de calidad.

‚ÄúQuienes lo toman pueden incluso sentirse m√°s activos y tener la impresi√≥n de un bienestar moment√°neo, pero en el futuro, esto exigir√° factura‚ÄĚ, advierte el endocrin√≥logo de la Sbem. El proyecto de ley incluye problemas card√≠acos graves que pueden provocar la muerte.

Para tratar bien

Cómo no tropezar con el tratamiento del hipotiroidismo:

Uso en ayunas

El reemplazo hormonal debe realizarse con el estómago vacío para que el cuerpo utilice mejor el medicamento.

Mejor tiempo

Los m√©dicos recomiendan tomarlo por la ma√Īana al despertar, al menos 30 minutos antes de comer.

Ingesta aislada

Si se toman juntos, algunos medicamentos, como la amiodarona y el litio, pueden interferir con el funcionamiento de la gl√°ndula.

Prefiero el listo

Los expertos no recomiendan el uso de hormonas manipuladas. Los conceptos erróneos sobre la dosis comprometen el tratamiento.

Pruebas de rutina

La evaluación médica y los análisis de sangre de vez en cuando verifican si la terapia está funcionando.

A raíz del hipertiroidismo

Aunque es menos frecuente que el trastorno detrás de la caída de hormonas, el hipertiroidismo también requiere atención y cuidado. Como sugiere el nombre, sus características son opuestas a las del hipotiroidismo: la glándula se vuelve demasiado activa y, como consecuencia de la explosión hormonal, el metabolismo acelera.

Contin√ļa despu√©s de la publicidad

‚ÄúCuando eso sucede, la persona est√° en 220. Puede experimentar palpitaciones, irritabilidad, insomnio, temblores y sentir mucho calor‚ÄĚ, describe Volaco. Con el motor funcionando a todo vapor y la temperatura interna alta, se produce una sudoraci√≥n excesiva. Todo esto todav√≠a conduce a uno de los s√≠ntomas m√°s obvios del hipertiroidismo, la p√©rdida de peso.

Para quienes viven con la afecci√≥n, el apetito aumenta y, a menudo, se come m√°s que antes, pero la comida no parece suficiente para compensar la velocidad con la que comenz√≥ a funcionar el metabolismo. Incluso el pecho se siente. ‚ÄúEl gasto energ√©tico es mayor. El coraz√≥n empieza a trabajar mucho y sigue sufriendo un desgaste que, con los a√Īos, puede resultar en insuficiencia card√≠aca ‚ÄĚ, dice Sgarbi, quien tambi√©n es profesor de la Facultad de Medicina de Mar√≠lia, en el interior de S√£o Paulo.

De hecho, en medio de las muchas consecuencias del hipo e hipertiroidismo, los problemas relacionados con coraz√≥n son uno de los grandes puntos en com√ļn: por diferentes razones, ambos pueden conducir a un desajuste en el m√ļsculo card√≠aco. Sin embargo, con la inundaci√≥n de hormonas, los peligros tienden a ser m√°s inmediatos y graves, con la aparici√≥n de arritmias potencialmente fatales.

Menos malo que, en comparaci√≥n con su opuesto, el hipertiroidismo suele ser m√°s f√°cil de diagnosticar. ‚ÄúLos s√≠ntomas suelen ser evidentes. No es como el hipotiroidismo, que acaba siendo una enfermedad m√°s enmascarada ‚ÄĚ, dice el endocrin√≥logo.

Adem√°s, alrededor de siete de cada diez casos se deben a la enfermedad de Graves, una enfermedad autoinmune que hace que la tiroides trabaje m√°s y suele aparecer en otros miembros de la misma familia, es decir, si un familiar ha sido diagnosticado, vale la pena vigilarlo. .

El tratamiento var√≠a seg√ļn la causa y la gravedad de la afecci√≥n, pero hay tres v√≠as principales: medicamentos para detener la tiroides acelerada, yodoterapia (uso de yodo radiactivo, que es absorbido por la tiroides y la destruye) o extirpaci√≥n de la gl√°ndula a trav√©s de cirug√≠a.

Dado que la idea es inhibir la funci√≥n hiperactiva de la tiroides, el resultado a menudo ser√° el opuesto al problema inicial: hipotiroidismo. ¬ęPero es mucho mejor tener hipotiroidismo que continuar con hipertiroidismo no tratado¬Ľ, argumenta Sgarbi, se√Īalando que tanto el tratamiento como las consecuencias, en este escenario, son m√°s simples de tratar.

En las cuatro esquinas del cuerpo

Si la tiroides produce más o menos hormonas, varios órganos sienten el ruido sordo:

Piel y cabello

Mientras que el hipotiroidismo provoca la ca√≠da del cabello, piel seca y u√Īas quebradizas, la hiperactividad provoca el efecto contrario, aumentando la sudoraci√≥n y engrasando la piel.

Corazón

Aquí también ocurre lo contrario: la hipoglucemia disminuye la frecuencia cardíaca, reduce la resistencia al esfuerzo y aumenta el riesgo de ataque cardíaco. En hiper, el latido del corazón se acelera y puede haber arritmia y palpitaciones.

Intestino

Uno de los signos de la disminuci√≥n de hormonas debido al hipotiroidismo es el estre√Īimiento. El intestino tiende a quedar m√°s atrapado, disminuyendo la frecuencia de evacuaci√≥n.

gordo

Debido a la lentitud del metabolismo y la retención de agua, el hipotiroidismo conduce al aumento de peso. En hiper, es habitual adelgazar aunque se coma mucho, ya que el organismo se acelera.

Ojos

El hipertiroidismo se asocia más con problemas allí, como en la enfermedad de Graves: los globos oculares se dilatan y avanzan, provocando dolor, visión doble y visión reducida.

Cerebro

Tampoco las neuronas escapan a la influencia de la tiroides. En hipo, la concentración puede verse comprometida. Mientras
esto, en hiper, la persona tiende a estar m√°s agitada, irritada y con insomnio.

Hay algo extra√Īo aqu√≠

Otra preocupaci√≥n que involucra a esta estructura alojada en el cuello es la n√≥dulos, masas que aparecen en la regi√≥n y, en algunos casos, se pueden sentir. El m√©dico examinar√° el √°rea y, si es necesario, ordenar√° una ultrasonido. La mayor√≠a no representa un susto. ‚ÄúSolo del 5 al 10% de los n√≥dulos son mal. E incluso el c√°ncer de tiroides tiene una tasa de curaci√≥n muy alta ‚ÄĚ, asegura Ana Christina.

Para saber si esta capacitación significa algo más serio, los médicos solicitan un biopsia: se realiza una punción con aguja fina en la tiroides para analizar el material extraído de allí.

Si el nódulo es benigno, a menudo no es necesaria ninguna intervención. Solo sigue. Pero, incluso sin riesgo de convertirse en cáncer, la masa puede ser voluminosa y causar molestias al tragar o respirar. Y luego vale la pena eliminarlo o restringirlo.

Una técnica poco invasiva disponible hoy en día es la ablación térmica percutánea, en el que se inserta una aguja con anestesia local y se queman los nódulos. El procedimiento ni siquiera deja cicatriz y es una alternativa para algunos casos de cáncer, cuando un paciente de alto riesgo no puede realizar la operación de extirpación de tiroides, la más recomendada.

Debido a que evolucionan lentamente y son detectables temprano, los tipos m√°s comunes de c√°ncer de tiroides tasas de supervivencia superiores al 95%. ¬ęEl diagn√≥stico ha aumentado en las √ļltimas d√©cadas, pero eso no significa que la mortalidad sea mayor¬Ľ, dice el radi√≥logo.

¬ęCuando escuchamos sobre el c√°ncer, pensamos que es una enfermedad agresiva, pero en este caso no es as√≠¬Ľ, dice Ana Christina. Por lo general, se extirpa la gl√°ndula y se solicita el reemplazo hormonal como rutina. Otro ejemplo de eso, con o sin tiroides, el control m√©dico vuelve a poner el cuerpo en equilibrio.

Quién debería estar más atento

Aunque los problemas de tiroides no dependen del sexo o la edad, algunos grupos son m√°s susceptibles:

Mujer

Hay diez veces m√°s rehenes de disfunciones en la gl√°ndula, lo que puede da√Īar el sue√Īo de ser madre. Los cambios suelen pintarse durante el embarazo y aumentan en incidencia con la menopausia.

Personas mayores

Las personas mayores de 65 a√Īos deben estar conscientes, pero no todos los casos de hipotiroidismo necesitan tratamiento, ya que el cuerpo tiende a desacelerarse con el envejecimiento.

Bebés

La prueba de punción del talón, realizada en recién nacidos, detecta el hipotiroidismo congénito. Si se confirma, la disfunción debe tratarse lo antes posible para evitar secuelas e impactos en el desarrollo.

Casos familiares

Cualquier persona con antecedentes familiares de problemas de tiroides y otras enfermedades autoinmunes (psoriasis, artritis reumatoide, diabetes tipo 1, etc.) debe controlar más de cerca la situación de la glándula.

Expuesto a la radiación

Aumenta el riesgo de c√°ncer y trastornos de la tiroides si el individuo experimenta mucha exposici√≥n durante la ni√Īez. Los rayos ionizantes utilizados en el diagn√≥stico por im√°genes no son da√Īinos.

Profesiones de riesgo

La preocupaci√≥n rodear√≠a a las personas que trabajan cr√≥nicamente expuestas a la radiaci√≥n. Pero, con la atenci√≥n adecuada, los m√©dicos se√Īalan que esto presenta menos peligro que otros factores.

Alerta: si no hay problema, ¬Ņpor qu√© tomarlo?

El uso inadecuado de hormonas tiroideas, con el objetivo de perder peso o una supuesta ganancia de energía, puede desregular el funcionamiento de todo el cuerpo. Una de las mayores preocupaciones de los expertos es el uso de cápsulas T3 para deshacerse de los kilos de más.

El exceso de la hormona acelera el metabolismo hasta el punto de rozar los efectos del hipertiroidismo. Al igual que cualquier medicamento que se use sin orientación, existen riesgos graves: picos de presión arterial alta, arritmia cardíaca e incluso la muerte.

‚ÄúNuestro mensaje es: no uses hormona tiroidea para intentar adelgazar o mejorar el bienestar y el cansancio sin antes acudir al m√©dico‚ÄĚ, refuerza el endocrin√≥logo Jos√© Augusto Sgarbi.

Contin√ļa despu√©s de la publicidad

Ana Gomez

Ana G√≥mez. Naci√≥ en Asturias pero vive en Madrid desde hace ya varios a√Īos. Me gusta de todo lo relacionado con los negocios, la empresa y los especialmente los deportes, estando especializada en deporte femenino y polideportivo. Tambi√©n me considero una Geek, amante de la tecnolog√≠a los gadgets. Ana es la reportera encargada de cubrir competiciones deportivas de distinta naturaleza puesto que se trata de una editora con gran experiencia tanto en medios deportivos como en diarios generalistas online. Mi Perfil en Facebook:¬†https://www.facebook.com/ana.gomez.029   Email de contacto: ana.gomez@noticiasrtv.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *