Teodora alerta: la economía está más apoyada en el consumo y hay que invertir ese rumbo





Se espera que la economía portuguesa crecer un 2,2% en 2018 y un 1,9% el próximo año, prevé el Consejo de Finanzas públicas (CFP). Las proyecciones son las mismas que fueron avanzadas por el organismo liderado por Teodora Cardoso en marzopero la institución deja una alerta: este crecimiento económico está cada vez más apoyado en el consumo público y privado y menos en el inversión y en las exportaciones, lo que lleva a cierta preocupación en torno a la sostenibilidad del crecimiento y de la capacidad de resistir a posibles crisis.





La desaceleración del crecimiento económico no es novedad: del 2,7% en 2017 se pasa al 2,2% en 2018 (después, entre 2019 y 2022, asumiendo políticas sin cambios, el 1,9%, el 1,7%, 1, 7% y 1,6%). Pero "se observa un cambio en su composición [do crescimento económico] con implicaciones importantes para la evolución subsiguiente", Afirma el CFP en el informe publicado este jueves.

Mientras que en marzo la inversión-a través de la formación bruta de capital fijo (FBCF) – y las exportaciones surgían como los principales motores del crecimiento, la evolución observada hasta ahora indica un mayor peso del consumo, público y privado ".

El Consejo de Finanzas Públicas (CFP) dice que, al menos para ahora, son enmiendas que si "parecen moderadas". Sin embargo, Teodora Cardoso y su equipo advierte que "las exigencias de aumento de la productividad y la competitividad de la economía, así como su reconocida vulnerabilidad externa, , señala la importancia de invertir esta tendencia ".

Este es el cuadro actualizado de proyecciones de crecimiento económico (y de componentes) para los próximos años.

(escenario macroeconómico de septiembre, el más reciente)

Fuente: Consejo de Finanzas Públicas

Los valores no son muy diferentes de lo que se presentó en marzo, pero hay algunas variaciones en el nivel de los componentes.





(escenario macroeconómico de marzo)

Fuente: Consejo de Finanzas Públicas

En el primer semestre de 2018, consumo privado "Aceleró ligeramente" en relación al ritmo de crecimiento anual de 2017 – el 2,4%, más una décima de punto porcentual que en 2017. Además, se registró una aceleración del crecimiento consumo públicopara el 0,4%, lo que es una "inversión del comportamiento del consumo público frente a 2017, año en que se registró una contracción del 0,2% en esta componente del PIB".

En contraposición, en el inversión "hubo una" ralentización expresiva ", dice el CFP, manteniendo la inflexión iniciada en la segunda mitad de 2017. En el mismo sentido, exportaciones han contribuido negativamente -de 0,6 puntos porcentuales- a la variación interanual del PIB en el primer semestre.

Esta evolución negativa resultó de una ralentización de los componentes del comercio internacional que fue más expresivo en el caso de las exportaciones que en el caso de las importaciones. El crecimiento interanual de las exportaciones totales se redujo al 5,8% en la primera mitad de 2018 (por debajo del 7,9% en 2017).

El PPC señala que "la inversión en los sectores transables y el fortalecimiento de la apertura de la economía son la clave para el crecimiento de la economía portuguesa, la sostenibilidad de las finanzas públicas y, por tanto, proporcionan una base sólida para el crecimiento del consumo." En contraste, añade el organismo, "los los estímulos dirigidos al consumo tienen efectos positivos en el inmediato, pero, al no inducir ganancias de competitividad, se vuelven insostenibles".

El riesgo es que, como advierte el CFP, "la probabilidad de que la economía se encuentre en recesión en un punto dado en cualquier período de cinco años es elevada y frecuentemente resulta de accidentes de la coyuntura internacional a la que una pequeña economía abierta no puede hurtarse aunque puede crear un espacio presupuestario que le permita atenuar sus efectos.

Por ahora, el CFP dice que existen "perspectivas moderadamente positivas sobre la evolución de la economía mundial a corto y medio plazo y en un contexto de mantenimiento de condiciones monetarias y financieras acomodaticias". Esto crea un "Generalmente marco favorable emparejar la economía portuguesa", Pero existen riesgos asociados a las "políticas proteccionistas, en particular por iniciativa de los Estados Unidos", al posible "disminución de la economía en el sector del turismo"O, aún, el"posible impacto de la normalización de la política monetaria del BCE, debido a los altos niveles de deuda existentes en la economía portuguesa".

En el plano interno, los riesgos son "esencialmente políticos", afirma el organismo liderado por Teodora Cardoso. Los riesgos "se derivan de la capacidad para mantener la política económica enfocada en el aumento del espacio presupuestario y en el desarrollo de políticas coordinadas de transformación de la economía e incentivo a la inversión para aumentar el producto potencial de la economía".

El CFP advierte que "una degradación del rendimiento presupuestario podría tener consecuencias negativas en las condiciones de financiación de la economía, mientras que el aplazamiento de reformas puede frenar el ritmo de inversión, en particular en los sectores orientados a la exportación.

En el lado de las finanzas públicas, la proyección del CFP considera ahora un déficit para el 2018 del 0,5% del PIB, "inferior al estimado en marzo de este año", que era del 0,7%.

A raíz de esta actualización y en ausencia de nuevas medidas de política, el déficit de las Administraciones Públicas en 2019 se situaría en el 0,2% del PIB, en línea con lo previsto en el programa de estabilidad 2018, lo que supondría una mejora de cerca de 0,3 puntos porcentuales del PIB en comparación con 2018 ".

A pesar de la proyección que apunta a una evolución favorable del déficit presupuestario, el Consejo de Finanzas Públicas apunta salvedades. Para la entidad dirigida por Teodora Cardoso, el "principal desafío que enfrenta el país" sigue siendo el control "eficiente y sostenido de los gastos". Sin embargo, debe ser un control "necesariamente selectivo y dirigido al aumento de la eficacia y de la productividad, no sólo en los servicios públicos, como en el conjunto de la economía".

Este es un desarrollo crucial, en un país con una población en declive, con un nivel medio de productividad bajo y que necesita promover y aprovechar las inversiones en capital físico y humano, lo que supone políticas públicas que lo viabilicen. Para alcanzar este objetivo no basta con alcanzar metas en cuanto al déficit presupuestario, que se beneficia de coyunturas favorables, pero es altamente vulnerable a su reversión ".

En la deuda pública, el CFP espera "una trayectoria descendente del ratio frente al PIB, que deberá pasar del 125,7% a finales de 2017 al 106,1% del PIB en 2022, una reducción de 19,5 puntos porcentuales en este períododespués de la estabilización verificada en los últimos cinco años ". La trayectoria ahora presentada es similar a la de la proyección realizada en marzo.

El CFP también señala los principales riesgos para el escenario presupuestario. Estos son, entre otros, "las presiones sobre el gasto (en particular en las partidas de personal y de gastos de funcionamiento, incluidas las inversiones de reposición de capacidad operativa) y el impacto de las posibles medidas de apoyo al sector financiero.

En las presiones sobre el gasto, el CFP considera que el Gobierno podría estar subestimando el impacto presupuestario de las "medidas expansionistas del lado del gasto indicado en el Presupuesto de Estado 2018 y en el Programa de Estabilidad 2018".

Y se concreta: "Se trata en particular de la ampliación de la descongelación gradual de las carreras de los funcionarios públicos, de las nuevas normas de jubilación anticipada sin penalizaciones para carreras contributivas largas, así como de las incertidumbres relativas al cumplimiento de la norma de contratación de funcionarios públicos a partir de 2020".

Pero las proyecciones del CFP ni cuentan con el impacto directo del "descongelamiento de carreras con mecanismos de progresión basados ​​en el tiempo de servicio", como es el caso de los profesores y fuerzas de seguridad. Esto porque "no se dispone de una estimación oficial completa" de este impacto, apunta el CFP.

Nacho Vega

Nacho Vega. Nací en Cuba pero resido en España desde muy pequeñito. Tras cursar estudios de Historia en la Universidad Complutense de Madrid, muy pronto me interesé por el periodismo y la información digital, campos a los que me he dedicado íntegramente durante los últimos 7 años. Encargado de información política y de sociedad. Colaborador habitual en cobertura de noticias internacionales y de sucesos de actualidad. Soy un apasionado incansable de la naturaleza y la cultura. Perfil en Facebookhttps://www.facebook.com/nacho.vega.nacho Email de contacto: nacho.vega@noticiasrtv.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *