"Temer a los robots no es, ni debe ser, la cuestión"









Centrar el debate sobre los efectos de la automatizaci√≥n en el n√ļmero de empleos que la tecnolog√≠a puede eliminar es tener una visi√≥n reductora de la cuesti√≥n. La reflexi√≥n no puede dejar de lado la calidad de los nuevos empleos que se est√°n creando y el papel de la gesti√≥n regional y del desarrollo local en la capacitaci√≥n de los trabajadores y las comunidades para los nuevos contextos del mercado de trabajo. El argumento es del director adjunto del Centro de Emprendedor, PYME, Ciudades y Regiones de la Organizaci√≥n para la Cooperaci√≥n y el Desarrollo Econ√≥mico (OCDE), Joaquim Oliveira Martins, que el Expreso entrevist√≥ en exclusiva al margen del Foro de Desarrollo Local, que la Organizaci√≥n promovi√≥ esta semana en Oporto, donde divulg√≥ su √ļltimo estudio sobre los impactos de la automatizaci√≥n en la creaci√≥n de empleo y en el desarrollo local.

Este estudio, en el que colabor√≥, apunta a la instalaci√≥n en las empresas de 1,4 millones de nuevos robots, a nivel mundial, ya el pr√≥ximo a√Īo. ¬ŅDe qu√© impactos estamos hablando cuando hablamos de automatizaci√≥n, adem√°s de la posible eliminaci√≥n de puestos de trabajo?
La tecnolog√≠a es siempre un imperativo de productividad y esto existe en todos los pa√≠ses de la OCDE. En la mayor√≠a de los pa√≠ses, la tasa de crecimiento de la productividad del trabajo es muy baja. Hace 20/30 a√Īos, era del 2% al a√Īo, ahora est√° por debajo del 1% y en algunos pa√≠ses ronda el 0,5%. Se pensaba que la crisis acelerar√≠a la productividad, porque normalmente tiene el efecto de desplazar la inversi√≥n de sectores poco productivos hacia otros m√°s productivos. Pero esta crisis no ha tenido ese efecto. Y esto es un enorme problema en todos los pa√≠ses. Por otro lado, este impacto que la automatizaci√≥n est√° generando en la eliminaci√≥n de puestos de trabajo y en la reconfiguraci√≥n del mercado laboral viene acompa√Īado de otro problema: la polarizaci√≥n de competencias de los profesionales.

Pero en el caso portugu√©s hemos tratado de promover el aumento de la cualificaci√≥n de los recursos humanos …
S√≠, y esta opci√≥n cambiar√° radicalmente el pa√≠s dentro de 15 a 20 a√Īos. Pero el desaf√≠o actual es que tenemos un mercado de trabajo caracterizado por una poblaci√≥n activa de personas con bajas, medianas y altas competencias. Y lo que se observa en casi todos los pa√≠ses de la OCDE es que hay cada vez m√°s demanda para las altas y bajas competencias, y cada vez menos demanda para las medias competencias. Este fen√≥meno de la polarizaci√≥n asociado al impacto de la tecnolog√≠a en el empleo puede hacer que la transici√≥n al nuevo escenario del mercado de trabajo sea muy preocupante. Tanto m√°s que las pol√≠ticas que se han definido est√°n orientadas a traer a las personas de las bajas para las medianas competencias, cuando √©stas est√°n teniendo m√°s problemas de empleabilidad.

¬ŅC√≥mo se corrigen los riesgos de esta polarizaci√≥n de competencias?
La cuestión de la gestión territorial y del desarrollo local es especialmente importante en este ámbito. Esta polarización es un fenómeno muy urbano, es en las ciudades donde es más visible. En las regiones intermedias, donde todavía hay sectores industriales activos, este fenómeno es menos recurrente. Esto se traduce también en un impacto diferenciado de los efectos de la automatización en las diferentes regiones.

Esta es una de las conclusiones del estudio que sugiere que la automatización puede ampliar los niveles de desempleo en las localidades donde ya es más elevado.
Es por eso que este informe defiende la adopción de una política territorial que tenga en cuenta las características diferenciadas de cada región. Los impactos de la automatización en el empleo y la productividad serán muy diferentes en las grandes ciudades, en las regiones intermedias y en las zonas rurales remotas, que en Portugal son un problema.

¬ŅC√≥mo se opera esta estrategia?
Cuando hablamos de impactos de la automatizaci√≥n en el empleo, generalmente, la cuesti√≥n se centra en los temores de la eliminaci√≥n o no de puestos de trabajo y si tenemos o no razones para temer a los robots. Pero, temer a los robots no es, ni debe ser, la cuesti√≥n. El enfoque de los profesionales a nivel individual debe ser buscar una apropiaci√≥n de la tecnolog√≠a, una complementariedad entre hombres y m√°quinas que permita a los profesionales utilizar la tecnolog√≠a para aumentar su potencial y su productividad. Es por esta v√≠a que se puede gestionar la transici√≥n al nuevo contexto del mercado laboral. En el campo de la productividad, que es determinante para el bienestar y el nivel econ√≥mico de los pa√≠ses, la gesti√≥n es m√°s compleja. Cuando se habla de productividad, se habla siempre de una estrategia macro o sectorial, buscando comprender cu√°les son los sectores que ser√°n motores de la productividad. En cuanto a la cuesti√≥n de forma m√°s territorial o regional, percibimos que hay dos tipos de pa√≠ses en Europa: los extremadamente concentrados, donde el crecimiento de la productividad se hace en una sola regi√≥n (Francia, Reino Unido, Suecia, Hungr√≠a) m√°s distribuida en el crecimiento de la productividad (Alemania, Austria, Espa√Īa y Portugal un poco). El crecimiento de la baja productividad en Portugal no se plante√≥ en Lisboa, pero en el norte e incluso en el centro, con un alto costo en t√©rminos de ajuste laboral.





¬ŅCu√°ntos puestos de trabajo se han eliminado?
El ajuste que hubo en la regi√≥n Norte entre productividad y empleo fue absolutamente brutal. Se perdieron m√°s de 200 mil puestos de trabajo entre el a√Īo 2000 y los a√Īos despu√©s de la crisis. El sector no transaccional redujo la creaci√≥n de empleo, que estaba en una trayectoria poco sostenible, pero gener√≥ un poco de productividad.

La tecnología puede agravar las desigualdades regionales?
Puede agravar, pero tambi√©n puede generar innumerables oportunidades. El estudio nos muestra que existe el riesgo de que las regiones que est√°n m√°s lejos de las ciudades y que tienen problemas de especializaci√≥n y productividad, puedan tener a√ļn m√°s problemas, porque lo que tienen en t√©rminos de empleo est√° a√ļn m√°s expuesto a la automatizaci√≥n. Para este tipo de regiones hay que existir una estrategia espec√≠fica de intervenci√≥n. Puede haber un empuj√≥n fiscal, cre√°ndose ventajas para las regiones del interior, pero la estrategia tiene que ir m√°s all√°.

¬ŅEse empuj√≥n es sostenible a medio / largo plazo?
Es una forma de abordar la cuesti√≥n. Pero no, no creo que sea sostenible. Lo que es sostenible es crear una estrategia de desarrollo local y gobernanza, que contemple las diferencias y especificidades de cada regi√≥n. Esto es lo que defiende la idea de "especializaci√≥n inteligente" que la Comisi√≥n Europea ha progresado. Es fundamental que sean los organismos locales, conocedores de sus problemas, realidades y desaf√≠os, a apoderarse de la estrategia de desarrollo local, en articulaci√≥n con los gobiernos, para abordar mejor la gesti√≥n de los impactos tecnol√≥gicos en las empresas y en el empleo. Es muy dif√≠cil para un Gobierno central que tiene todas estas regiones rurales, cada una con un problema diferente, conseguir dise√Īar una estrategia local. Es ah√≠ donde entra la descentralizaci√≥n. Pero no una descentralizaci√≥n cualquiera. El modelo que, tendencialmente, m√°s se defiende es el de una descentralizaci√≥n asim√©trica. Es decir, las competencias deben transferirse a los municipios en funci√≥n de sus necesidades / capacidades, porque las regiones no tienen todos los mismos problemas. Esto es dif√≠cil. Privilegiar una regi√≥n en relaci√≥n a otra, d√°ndole mayor o menor autonom√≠a, es complejo. Pero o si se hace o no se hace.

¬ŅLe parece m√°s importante abordar la cuesti√≥n de la automatizaci√≥n en la perspectiva de los empleos que puede sacar a los humanos o de la calidad de los empleos que ha eliminado y de los que est√° ayudando a crear?
De la naturaleza y calidad de los empleos que crea. Incluso porque, junto con la automatización, en muchos países de la OCDE (y mucho debido a los avances tecnológicos), estamos creando mucho empleo con vínculos poco convencionales y con marcos de protección estatutaria débiles. Y eso es preocupante.

perfil

Maestr√≠a en Econometr√≠a y doctorado en Econom√≠a, Joaquim Oliveira Martins es profesor asociado de la Universidad de Par√≠s-Dauphine y miembro de la Academia de Ciencias Sociales, en el Reino Unido. Integra los cuadros de la Organizaci√≥n para la Cooperaci√≥n y el Desarrollo Econ√≥mico (OCDE) desde 1991, sumando en su recorrido varias posiciones de liderazgo en la organizaci√≥n. Es actualmente director adjunto del Centro de Emprendedor, PYME, Regiones y Ciudades, trabajando en articulaci√≥n directa con el director para desarrollar el trabajo de la OCDE en el campo de las Peque√Īas y Medianas Empresas y pol√≠ticas de esp√≠ritu emprendedor, as√≠ como el desarrollo local de las ciudades y regiones . Coordina tambi√©n el trabajo del Trento Centre for Local Development de la OCDE. En el pasado, el economista portugu√©s dirigi√≥ la Divisi√≥n de Pol√≠ticas de Desarrollo Regional y Gobernanza P√ļblica de la organizaci√≥n. Es autor de innumerables trabajos acad√©micos y estudios de la OCDE en las √°reas de la productividad de las regiones, empleo, inversi√≥n en la educaci√≥n, gesti√≥n del envejecimiento activo de las poblaciones, competitividad, desarrollo territorial y esp√≠ritu emprendedor.

Ana Gomez

Ana G√≥mez. Naci√≥ en Asturias pero vive en Madrid desde hace ya varios a√Īos. Me gusta de todo lo relacionado con los negocios, la empresa y los especialmente los deportes, estando especializada en deporte femenino y polideportivo. Tambi√©n me considero una Geek, amante de la tecnolog√≠a los gadgets. Ana es la reportera encargada de cubrir competiciones deportivas de distinta naturaleza puesto que se trata de una editora con gran experiencia tanto en medios deportivos como en diarios generalistas online. Mi Perfil en Facebook:¬†https://www.facebook.com/ana.gomez.029   Email de contacto: ana.gomez@noticiasrtv.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *