Sobreviviente del genocidio camboyano contado libro de reuni贸n con verdugo





En 2011, el etn贸logo Fran莽ois Bizot public贸 en un libro su reencuentro con el responsable de su detenci贸n durante el r茅gimen del Khmer Rouge en Camboya en la d茅cada de 1970.





Su verdugo fue Kaing Guek Eav, conocido como Duch, quien muri贸 en la madrugada de este mi茅rcoles (2 掳, martes por la noche en Brasilia) a la edad de 77 a帽os.

Bizot concedi贸 una entrevista a hoja en 2014, cuando se public贸 su libro en Brasil.

*

Fran莽ois Bizot, de 75 a帽os, un etn贸logo franc茅s especializado en budismo del sur de Asia, fue el 煤nico sobreviviente occidental de la revoluci贸n que condujo al r茅gimen de los Khmer Rouge en Camboya en la d茅cada de 1970.

El genocidio promovido por Pol Pot mat贸 a casi un tercio de la poblaci贸n del pa铆s en ese momento. Bizot, entonces de 31 a帽os, estaba haciendo una investigaci贸n en los templos de Angkor cuando fue arrestado en octubre de 1971 y llevado al campamento M-13, donde permaneci贸 durante tres meses.

Su libro 芦O Sil锚ncio do Algoz禄 trata sobre el reencuentro con Duch, su verdugo, pero tambi茅n el hombre que lo liber贸, en la prisi贸n donde se encontraba, en 2003 y 2008, y cuando testific贸 en su juicio, en 2009. Duch fue tambi茅n responsable del S-21, la prisi贸n m谩s grande de los Jemeres Rojos, la 芦m谩quina de la muerte禄.





Al final del informe, Bizot escribe: 芦Al final del proceso, el orgullo del ser humano se salva: el monstruo no ha sido identificado禄.

En una entrevista con hoja, por tel茅fono desde Par铆s, habla de este monstruo, tan presente en los debates sobre las grandes masacres del siglo XXI, tema tambi茅n del pol茅mico 芦Eichmann en Jerusal茅n禄, de la fil贸sofa Hannah Arendt, sobre uno de los verdugos del Holocausto.

鈥淓l culpable, el imputado, no fue identificado como tal, nos contentamos con ver al culpable en el monstruo, con ver a un ser que est谩 muy lejos de nosotros. Nos negamos a verlo como un ser humano, alguien que se asemeja a lo que lo somos, pero con una historia diferente 鈥, dice.

Para 茅l, la humanidad no se divide entre v铆ctimas y verdugos, y estos roles pueden ser desempe帽ados por cualquiera. 鈥淣o comparto esta discriminaci贸n seg煤n la cual ciertos seres humanos ser铆an asesinos por naturaleza mientras que otros pertenecer铆an s贸lo a la categor铆a de v铆ctimas鈥, dice.

El comienzo del libro que ahora sale al pa铆s cuenta la historia de cuando el joven Bizot, que dej贸 el servicio militar en Argelia y tras la muerte de su padre, mata a su zorra mascota, Sarah. Esta muerte impregna gran parte de su reflexi贸n sobre Duch. 芦Matar a Sarah me pareci贸 una necesidad, un deber. Me puso en otra perspectiva禄, dice.

芦Veo a mi verdugo como un doble, como otro posible禄, dice. 芦Es muy dif铆cil saber qu茅 es capaz de hacer un hombre o qu茅 va a hacer禄. Cargos que no se neg贸 a aceptar como testimonio en la Sala Superior de Camboya, responsable del juicio de Duch, como se conoce a Kaing Guek Eav.

鈥淟a justicia se hace para protegernos, 驴y de qu茅 nos protege? El miedo que podamos tener de nosotros mismos, nos sirve para quitarnos todo lo criminal, la perversidad, la mentira, la necesidad de matar, la voluntad de hacer el mal, quitar obst谩culos sin compasi贸n por los dem谩s 鈥, dice, explicando el punto de vista que asume en este que es su segundo libro sobre el tiempo preso.

En 2000, lanz贸 芦Le Portail禄 (sin traducci贸n en Brasil), en el que relata su captura, encarcelamiento y la toma, en 1975, de la capital Phnom Penh, cuando los extranjeros, reunidos en la embajada de Francia, son expulsados 鈥嬧媋 Tailandia. . Se est谩 finalizando una pel铆cula basada en la historia que llegar谩 a los cines franceses a finales de este a帽o.

Dice que no fue f谩cil plasmar en papel sus recuerdos de la 茅poca. 芦Me di cuenta de que hasta entonces estaba reconstruyendo una realidad que no era del todo real, escribir me obligaba a pensar禄.

Con respecto a la revoluci贸n y el r茅gimen comunista que gobern贸 Camboya, es categ贸rico. 芦Lo bueno es una mala idea. Hay algo sanguinario en ello. Aquellos que quieren establecer el bien en la Tierra nunca encontrar谩n oponentes, solo el mal, y entonces todos los esfuerzos est谩n permitidos禄.

Nacho Vega

Nacho Vega. Nac铆 en Cuba pero resido en Espa帽a desde muy peque帽ito. Tras cursar estudios de Historia en la Universidad Complutense de Madrid, muy pronto me interes茅 por el periodismo y la informaci贸n digital, campos a los que me he dedicado 铆ntegramente durante los 煤ltimos 7 a帽os. Encargado de informaci贸n pol铆tica y de sociedad. Colaborador habitual en cobertura de noticias internacionales y de sucesos de actualidad. Soy un apasionado incansable de la naturaleza y la cultura. Perfil en Facebook:聽https://www.facebook.com/nacho.vega.nacho Email de contacto: nacho.vega@noticiasrtv.com

Deja una respuesta

Tu direcci贸n de correo electr贸nico no ser谩 publicada. Los campos obligatorios est谩n marcados con *