Portugal 2030, ahora o nunca





En este tercer y último artículo de una serie dedicada a la importancia crucial de Portugal 2030 como oportunidad irrepetible para la competitividad de nuestras empresas y del país, añadiré algunas observaciones y destaques sobre los distintos Programas.





En primer lugar, comienzo señalando que los Programas presentan un conjunto muy significativo de iniciativas dirigidas a la administración local, las CIM y las CCDR, concretamente en el área de digitalización y eficiencia energética, con los límites establecidos en relación al Programa de Recuperación. no ser suficientemente claro y Resiliencia en esta materia. Existe, por tanto, un claro riesgo de que los índices de ejecución estén por debajo de lo deseable, ya que ha habido un exceso de ofertas para los mismos objetivos y públicos objetivo, repitiendo errores similares ya cometidos en el pasado reciente.

Es un hecho que el apoyo a las empresas aún no está suficientemente detallado de forma que permita entender su alcance efectivo pero, en todo caso, nos parece claro que en cuanto a los sistemas de incentivos se comprobará poca evolución respecto al PT 2020. En este sentido, la Confederación de Comercio y Servicios de Portugal (CCP) no puede dejar de sorprenderse por la omisión casi total del sector Comercio en las intervenciones previstas.

Muchos subsectores de Servicios, a excepción del Turismo, también quedan olvidados en estos mismos Programas, lo que es de lamentar. Aún en el tema de Turismo, también es extraño que existan iniciativas encaminadas a articular Turismo, Patrimonio Natural y Cultura, nada se menciona de iniciativas específicas dirigidas al sector Comercio, en articulación con estos sectores.

No menos importante, se considera una falla notable que, en el ámbito de los Programas Regionales, no exista una intervención efectivamente estructurada y pensada para el desarrollo de Políticas de Ciudad. La política territorial debe basarse en un pilar fundamental, que es la competitividad urbana, apostando por ciudades inteligentes, creativas y sostenibles que sean, a la vez, factor de cohesión interna (autonómica y nacional) y de proyección y competitividad internacional.

Las ciudades atractivas deben reconfigurarse en el contexto pospandemia, y esto implica, en particular, programas que rediseñen los espacios públicos en conjunto con las ofertas comerciales y de servicios. Lo que se aprecia en este Programa es la consagración de iniciativas parciales, concretamente en materia de sostenibilidad y movilidad urbana, pero no hay una intervención estructurada en torno a las ciudades.

En CCP creemos que es fundamental invertir en una política de ciudad, valorando el comercio y los servicios. La crisis del Covid ha afectado de forma especialmente significativa a nuestras áreas urbanas y a la relación de las personas con sus espacios. En este sentido, se hizo imprescindible repensar y rehacer muchos de los conceptos que hasta entonces eran fundamentales en la construcción de las políticas de ciudad. Desde la organización del espacio público, hasta la forma en que se presta el comercio y los servicios al ciudadano usuario/consumidor.





Esto porque, si el comercio y los servicios pueden existir sin las ciudades, lo contrario no es aplicable y no es concebible la existencia de ciudades y pueblos sin el comercio y los servicios, como actividades integradas en la experiencia de los espacios urbanos.

Por último, pero no menos importante, no se aclara adecuadamente cómo se articularán los distintos Programas temáticos con los Programas Regionales, siendo esta aclaración fundamental para que exista una lógica virtuosa de complementariedad.

Termino con la misma advertencia con la que comencé esta serie de artículos: no podemos, bajo ninguna circunstancia, desaprovechar la oportunidad única que brinda Portugal 2030 para asegurar a las empresas lo que el Plan de Recuperación y Resiliencia (PRR) no logró, dada la poca atención que otorga el PRR a la importancia de la inversión en las empresas, en concreto las pymes, en su componente de competitividad del tejido productivo. Será ahora o nunca.

Lo que el CCP siempre ha reafirmado es, además, que los programas comunitarios deben diseñarse en línea con la estrategia de desarrollo del país, lo que no puede dejar de significar un cambio en los paradigmas del pasado y la redefinición de un nuevo modelo económico, basado en la competitividad. y crecimiento Ese es nuestro atractivo y para eso trabajamos.

Ana Gomez

Ana Gómez. Nació en Asturias pero vive en Madrid desde hace ya varios años. Me gusta de todo lo relacionado con los negocios, la empresa y los especialmente los deportes, estando especializada en deporte femenino y polideportivo. También me considero una Geek, amante de la tecnología los gadgets. Ana es la reportera encargada de cubrir competiciones deportivas de distinta naturaleza puesto que se trata de una editora con gran experiencia tanto en medios deportivos como en diarios generalistas online. Mi Perfil en Facebookhttps://www.facebook.com/ana.gomez.029   Email de contacto: ana.gomez@noticiasrtv.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *