Parlamento angoleño aprobó el nuevo Código de Proceso Penal



El Parlamento angoleño aprobó el miércoles el nuevo Código de Procedimiento Penal (CPP) Angola que tuvo diez años para lograr el consenso y la otra 133 para cambiar las leyes y procedimientos que datan de 1886, el momento de la administración colonial portuguesa.

El documento pasó este miércoles del cribado de los diputados angoleños con 155 votos a favor, un voto en contra del Partido de Renovación Social (PRS) y siete abstenciones de algunos diputados de la Convergencia Amplia de Salvación de Angola – Coalición Electoral (CASA-CE) .



La aprobación global y final de este acto legal se desarrolló durante la segunda reunión plenaria ordinaria de la Asamblea Nacional de Angola.

El diploma legal respeta la identidad nacional, algunos presupuestos que están de acuerdo con la cultura angoleña, actualizando una "legislación desajustada" a la actual realidad del país y optimizando la celeridad y eficiencia procesales.

Por otro lado, va a definir competencias claras de los distintos sujetos y participantes procesales en la investigación, instrucción y juicio de los procesos y reforzar la garantía de los derechos de los acusados, testigos, víctimas y demás agentes procesales.

La reformulación dogmática del régimen de pruebas, la admisibilidad de nuevos medios de pruebas y los mecanismos de su obtención y la definición rigurosa de la estructura del proceso penal, así como la clarificación de las fases procesales y los principios rectores de cada una de ellas, son otros puntos nuevos propuesta de ley.

Se desconoce aún si la ley de la interrupción voluntaria del embarazo – la cuestión fracturante en la II Legislatura, de 2012/17 – está incluida en el nuevo código. El documento agrava la pena máxima de prisión de 35 años.

En otro sentido, y en el marco de la lucha contra la corrupción, el nuevo código limitará las transacciones en efectivo, para evitar la circulación de grandes sumas monetarias fuera del sistema financiero (bancos, seguros y mercado de capitales).

La limitación, que será hasta tres millones de kwanzas (8.522 euros) para los ciudadanos y cinco millones de kwanzas (14.285 euros) para las empresas, no estaba cubierta por la legislación y permitirá "disciplinar y sancionar algunas prácticas que perjudican al mercado financiero.

Con la propuesta se pretende evitar que las personas mantengan elevados volúmenes de dinero, retirados del circuito financiero, en almacenes, contenedores o en otros lugares menos propios, añadió, garantizando mayor seguridad a la moneda, así como a las economías personales y mayor fluidez al sistema financiero nacional.

Por otra parte, y por primera vez también, la propuesta del nuevo Código Penal, aprobado en general el 21 de noviembre de 2018, acauta medidas punitivas en relación a la protección de la fauna y flora, con multas al sacrificio de animales con fines comerciales en locales sin condiciones higiénicas.

El nuevo diploma cambia también los supuestos del secreto del Estado, para el cual se optimizó el régimen de su evocación, a efectos de reserva de pruebas, y la competencia institucional para la legitimación de su quiebra, invirtiendo la responsabilidad de la carga de la prueba, pasando a recaer sobre aquel que evoca el secreto de Estado, aunque en un foro reservado.

En cuanto a la garantía de derechos y libertades fundamentales en la fase de instrucción preparatoria se institucionaliza la figura del "juez de garantías", cuyo papel es el de asegurar la intervención judicial en esa fase de instrucción, cuando sea necesario aplicar medidas cautelares, con destaque para las privativas de libertad y otras medidas de diligencias que afecten a derechos y libertades fundamentales.

El nuevo Código Penal angoleño pretende también mejorar sustancialmente el régimen de las garantías procesales de defensa de la libertad individual, con destaque para un tratamiento más riguroso de la providencia de los "habeas corpus", optimizándola como providencia extraordinaria y expedita para la privación ilegal de la libertad, teniendo en cuenta la realidad jurídica angoleña.

La propuesta de Ley del Código del Proceso Penal, un trabajo consolidado de varios estudios y propuestas, responderá a las necesidades operativas procesales manifestadas principalmente por los órganos policiales de investigación e instrucción penal, cuya intervención fue ampliamente asegurada en el proceso de consolidación del CPP.


Nacho Vega

Nacho Vega. Nací en Cuba pero resido en España desde muy pequeñito. Tras cursar estudios de Historia en la Universidad Complutense de Madrid, muy pronto me interesé por el periodismo y la información digital, campos a los que me he dedicado íntegramente durante los últimos 7 años. Encargado de información política y de sociedad. Colaborador habitual en cobertura de noticias internacionales y de sucesos de actualidad. Soy un apasionado incansable de la naturaleza y la cultura. Perfil en Facebookhttps://www.facebook.com/nacho.vega.nacho Email de contacto: nacho.vega@noticiasrtv.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *