Pareja LGBT+ supera el estigma y la hostilidad entre China y Taiwán





En muchos sentidos, Willy y Louis son una típica pareja millennial: se conocieron a través de una aplicación de citas, se preocupan por el trabajo, aman la música pop e intentan viajar o ver a sus amigos los fines de semana.





Pero lo singular de esta pareja es que Willy, originario de Taiwán, y Louis, de China, viven una historia de amor que trasciende las tensiones entre sus respectivos países.

Taiwán inició este sábado (13) sus elecciones presidenciales, seguidas de cerca por Washington y Pekín, y que marcarán el futuro de las relaciones con una China cada vez más beligerante hacia la isla que considera una provincia rebelde.

En su casa de la ciudad de Shenzhen, importante centro económico del sur de China, Louis define sucintamente su deseo para estas elecciones: «Paz».

«Como personas normales, lo único que queremos es tener una buena vida», afirma este hombre de 37 años. «Sólo deseamos que nuestras vidas sean cómodas, deseamos que las relaciones a ambos lados del estrecho [de Taiwan] puede mejorar, independientemente de quién resulte elegido», afirma.

Willy, de 40 años, y Louis se conocieron hace unos nueve años en Vancouver, Canadá. La propuesta de matrimonio fue en Shanghai y ellos y la boda tuvieron lugar en Canadá, en 2022, antes de mudarse a Shenzhen el año pasado.

Además de las tensiones geopolíticas que involucran a Taiwán y China, el primer obstáculo para la pareja fue la desaprobación de su sexualidad por parte de sus familias. «Mis padres tardaron dos o tres años en aceptar la verdad», dice Willy.

Louis, por otro lado, nunca pensó en declararse gay cuando vivía en China. Sin embargo, cuando sus padres los visitaron en Canadá, empezaron a ser más comprensivos. «Les expliqué que todos estos estigmas sobre la homosexualidad estaban mal. Al final, dejaron de preocuparse».

Taiwán y China han seguido caminos diferentes en lo que respecta a los derechos LGBTQIA+. Las autoridades chinas despenalizaron la homosexualidad en 1997, pero los matrimonios entre personas del mismo sexo no están legalizados y el estigma social sigue siendo generalizado. Después de un período de flexibilidad en las décadas de 2000 y 2010, grupos de derechos humanos informan que en los últimos años ha habido una represión de los espacios LGBT+.

Por otro lado, Taiwán está a la vanguardia del movimiento en Asia y se convirtió en el primer territorio del continente en legalizar el matrimonio entre personas del mismo sexo, en 2019. Inicialmente, las parejas del mismo sexo no podían casarse si sus países de origen no lo permitían. él. Posteriormente, la ley fue revisada para eliminar esta restricción, excepto para las personas de China.

Aún así, Willy y Louis lograron salir adelante como pareja en Shenzhen. «Ambos sentimos que, al menos por ahora, nuestra identidad no nos causa muchos problemas ni nos obstaculiza. En China, hicimos algunos amigos de confianza y se convirtieron en buenos amigos», explica Louis.

Para él, que es de China, Taiwán le recuerda el título de una canción: «The Most Familiar Stranger». «Cuando voy allí, las palabras que veo, el idioma que escucho y la comida que como son muy similares a China, me siento muy familiar».

Las cuestiones de identidad son fundamentales para las elecciones de esta semana en la isla, donde muchos votantes se consideran cada vez más taiwaneses y menos chinos, según las encuestas de opinión.

De cara a las elecciones, sus deseos son simples: más tolerancia y comprensión. «Nuestro mayor deseo es la paz», dice Louis. «China debería escuchar lo que piensa la gente corriente de Taiwán», añade Willy. «Y Taiwán debería entender mejor cómo es realmente China».

Ambos también quieren más oportunidades de viaje entre los dos territorios, en gran medida estancados desde que las relaciones entre Beijing y Taipei cayeron a su peor nivel en décadas.

Lejos de la creciente presión militar de Beijing sobre la isla y de las crecientes compras de armas estadounidenses por parte de Taiwán, la relación de Willy y Louis rezuma armonía. «Nunca hemos tenido una gran pelea en casi nueve años», dicen.

Nacho Vega

Nacho Vega. Nací en Cuba pero resido en España desde muy pequeñito. Tras cursar estudios de Historia en la Universidad Complutense de Madrid, muy pronto me interesé por el periodismo y la información digital, campos a los que me he dedicado íntegramente durante los últimos 7 años. Encargado de información política y de sociedad. Colaborador habitual en cobertura de noticias internacionales y de sucesos de actualidad. Soy un apasionado incansable de la naturaleza y la cultura. Perfil en Facebookhttps://www.facebook.com/nacho.vega.nacho Email de contacto: nacho.vega@noticiasrtv.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *