Para garantizar los pasaportes de los ni√Īos, los brasile√Īos & # 039; reciclan & # 039; antigua nacionalidad portuguesa





Los nietos de portugueses que solicitaron la nacionalidad portuguesa antes de julio de 2017 pueden solicitar una especie de reciclaje de su ciudadanía. El principal atractivo de la actualización es la posibilidad de transmitir el pasaporte portugués también a sus hijos y nietos.





El derecho a la ciudadanía en el país europeo está garantizado a los nietos de portugueses desde 2006. Hasta 2017, sin embargo, recibían la nacionalidad por naturalización, que solo entra en vigor a partir de la fecha en que se otorga.

En julio de 2017, un cambio en la legislación les otorgó la denominada nacionalidad original, que equivale a ser un portugués nativo.

Quien tenga la nacionalidad original puede transmitir este derecho a sus hijos, independientemente de la fecha en que nacieron. Los ciudadanos portugueses por naturalización solo pueden transmitir la nacionalidad a sus descendientes menores de edad.

Los nietos de portugueses que hayan completado el proceso bajo las reglas anteriores también tienen derecho a la nacionalidad original, pero el cambio no es automático. Es necesario solicitar formalmente la conversión del estado: la llamada convolución.

La posibilidad de alteraci√≥n ha llamado la atenci√≥n en foros especializados. Los bufetes de abogados tambi√©n informan sobre el inter√©s de los brasile√Īos por el cambio. El Consulado de Portugal en S√£o Paulo incluso ha creado un √°rea especial en el sitio web que detalla el proceso.

‚ÄúLa gente suele estar interesada en este tema de poder transmitirlo a sus hijos. En este sentido, inmediatamente despu√©s de la aprobaci√≥n de la ley, hubo una gran demanda ‚ÄĚ, dice la abogada Raquel Brito, asociada de Abreu Advogados.





Cuando se le preguntó, el Ministerio de Justicia de Portugal no respondió cuántas personas ya se han convertido.

La estudiante Beatriz Zanzini, de 19 a√Īos, acaba de ingresar a su proceso de ciudadan√≠a portuguesa gracias a la conversi√≥n de nacionalidad de su padre, quien es nieto portugu√©s y se hab√≠a naturalizado en 2008.

‚ÄúCuando cumpl√≠ 18, me interes√≥ mucho tener la nacionalidad. As√≠ que fui tras √©l para ver qu√© ten√≠a que hacer. Como primero ten√≠a que hacer el proceso de mi padre, luego el m√≠o, me perd√≠ un poco. Pens√© que iba a ser bastante complicado, pero no lo fue ‚ÄĚ, dice.

‚ÄúTambi√©n fue mucho m√°s r√°pido de lo que esperaba. Pens√© que tomar√≠a al menos seis meses, pero todo estaba listo en tres ‚ÄĚ, dice la joven, que hizo todo el proceso por su cuenta, directamente en Portugal, donde ya vive.

La profesora de matemáticas María Celeste Ferreira optó por presentar la solicitud de conversión a través de un abogado. Nieta de portuguesa nacida antes de 1900, dice que todavía tiene malos recuerdos de la burocracia cuando solicitó la naturalización.

‚ÄúMe cost√≥ mucho trabajo encontrar los certificados, autenticar y registrar muchas cosas. Todo esto termin√≥ pesando en la decisi√≥n y termin√© contratando a la misma persona que ya se hab√≠a ocupado de mi caso. Tengo dos hijos que est√°n pensando en irse de Brasil y quer√≠a asegurarme de que todo estuviera listo para ellos. Nos ocupamos de todo al mismo tiempo ‚ÄĚ, dice.

En la valoraci√≥n de la abogada Raquel Brito, el proceso suele ser sencillo. ‚ÄúEs requisito para incorporarse al proceso, no es necesario hacer nueva documentaci√≥n‚ÄĚ, detalla.

Además de la solicitud completada y firmada, es necesario enviar a las autoridades portuguesas un certificado de antecedentes penales en Brasil y otros países donde la persona ha residido durante más de seis meses. El pedido tiene un costo de 175 euros (unos R $ 1.075).

En los √ļltimos a√Īos, Portugal ha estado llevando a cabo varios cambios que han incrementado el acceso a la ciudadan√≠a en el pa√≠s. Adem√°s de garantizar la ciudadan√≠a original a los nietos de portugueses, la legislaci√≥n tambi√©n simplific√≥ los requisitos para la prueba de ¬ęv√≠nculos efectivos con Portugal¬Ľ. Desde noviembre de 2020, el conocimiento del idioma portugu√©s es suficiente para cumplir con este requisito previo.

Hasta entonces, se utilizaron criterios más subjetivos, como la acreditación de viajes regulares a Portugal o la asociación con entidades culturales y deportivas portuguesas.

Desde 2013, el pa√≠s ha ganado m√°s nuevos ciudadanos a trav√©s de las oficinas de registro ‚ÄĒnaturalizaciones y asignaciones‚ÄĒ que a trav√©s del nacimiento de beb√©s.

A pesar de la pandemia, en 2020 el país estableció un récord de procesos favorables: 149.157
la gente ahora tiene la nacionalidad portuguesa. Datos provisionales del Ministerio de Justicia indican que, hasta abril de este a√Īo, Portugal emiti√≥ un dictamen favorable a 56.550 solicitudes de nacionalidad.

Brasil encabeza la lista de solicitudes, seguido de Israel, Cabo Verde, Angola y Guinea-Bissau.

La presencia de Israel en la segunda posici√≥n del top 5 ‚Äďjunto con cuatro pa√≠ses de habla portuguesa‚Äď se explica por la concesi√≥n de la nacionalidad a los descendientes de jud√≠os sefard√≠es expulsados ‚Äč‚Äčdel pa√≠s durante la Inquisici√≥n.

Desde 2015, los descendientes de estas comunidades pueden solicitar la ciudadanía portuguesa por naturalización.

Nacho Vega

Nacho Vega. Nac√≠ en Cuba pero resido en Espa√Īa desde muy peque√Īito. Tras cursar estudios de Historia en la Universidad Complutense de Madrid, muy pronto me interes√© por el periodismo y la informaci√≥n digital, campos a los que me he dedicado √≠ntegramente durante los √ļltimos 7 a√Īos. Encargado de informaci√≥n pol√≠tica y de sociedad. Colaborador habitual en cobertura de noticias internacionales y de sucesos de actualidad. Soy un apasionado incansable de la naturaleza y la cultura. Perfil en Facebook:¬†https://www.facebook.com/nacho.vega.nacho Email de contacto: nacho.vega@noticiasrtv.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *