Nutrientes en la vena: conoce la sueroterapia y sus riesgos









El consumo indiscriminado de vitaminas y minerales en cápsulas, chicles y similares -que se venden sin receta en las farmacias- siempre ha preocupado a los profesionales de la salud. Después de todo, las dosis extra de nutrientes no siempre se traducen en beneficios para el organismo.

Ahora, una nueva modalidad de suplementación enciende una alerta aún más enérgica. se trata de la llamada terapia de suerocaracterizado por la aplicación intramuscular o endovenosa de una serie de sustancias.

Las promesas varían: van desde aumentar la inmunidad y aumentar la energía hasta mejorar la memoria y la apariencia. Debido a la popularidad de los problemas estéticos, la inyección a menudo incluso se denomina «suero de belleza».

El tema llamó la atención cuando salió a la luz la historia de una mujer embarazada de 8 meses que murió después de tomar un cóctel de vitaminas en una farmacia de Cuiabá (MT).

El objetivo era aumentar la inmunidad, ya que la mujer tenía síntomas similares a los de la gripe. El bebé tampoco se resistió.

Las aplicaciones en venas necesitan una indicación real

Si los profesionales de la salud ya piden prudencia en relación al consumo de vitaminas y minerales por vía oral, imagínense cuando hablan de la suplementación directa en vena, que culmina con la absorción de sustancias de forma prácticamente instantánea.





«Existen riesgos de intoxicación, arritmia y otras complicaciones», advierte la médica Marcella Garcez, directora de la Asociación Brasileña de Nutriología (Abran).

La embarazada fallecida en Cuiabá tenía sospecha de shock anafiláctico, cuando se presenta una reacción alérgica grave y letal. Recibió un cóctel a base de vitaminas C y complejo B.

En una nota, el Consejo Federal de Farmacia destacó que la mezcla está contraindicada en caso de embarazo.

Sin embargo, esto no significa que la suplementación intravenosa no tenga ningún valor en absolutamente ningún escenario.

«A terapia de suero es útil cuando el individuo necesita esta rápida absorción por alguna razón, como en el caso de pacientes que han sido sometidos a cirugía bariátrica o que tienen enfermedades inflamatorias del intestino. Estas condiciones impiden que el sistema digestivo metabolice los nutrientes tomados por vía oral”, informa Marcella.

“Es como usar un medicamento para la hipertensión: se necesita receta médica y seguimiento médico”, compara Andrea Bottoni, jefe del equipo de nutrición del Hospital IGESP. Quiero decir, no es para todos.

+ Lea también: Los suplementos vitamínicos no previenen enfermedades

Continúa después de la publicidad

“El problema es que esto se ha banalizado y, hoy en día, hay mezclas dirigidas a cuestiones estéticas, de inmunidad…”, analiza la nutróloga.

Ella recuerda que esta “moda” se propagó a partir de la pandemia del coronavirus. Desesperados por mejorar las defensas naturales del cuerpo, muchos cayeron en la historia de la terapia de suero.

Además de ser fundamental tener una indicación clara para recurrir a este método de suplementación, el proceso debe realizarse en un entorno hospitalario o en una clínica acreditada, precisamente por los riesgos que implica.

“Estos lugares están supervisados ​​y siguen un protocolo para poder ofrecer sueroterapia. A la menor señal de problema, es fundamental contar con un equipo de emergencia”, enfatiza Marcella.

También existen farmacias acreditadas para realizar este tipo de servicio, pero, según el Consejo Federal de Farmacia, nunca en pacientes embarazadas.

Por qué incluso la ingesta oral de nutrientes requiere precaución

En las farmacias hay estantes repletos de suplementos de todo tipo (con mezclas de vitaminas y minerales o sustancias aisladas) y en varios formatos (cápsula, polvo y chicles son ejemplos).

Y nadie necesita una receta para llevar un producto de este tipo a casa.

Pero el hecho de que el consumo se produzca por vía oral no significa que los riesgos sean nulos. Ver: cuando no hay deficiencia comprobada de algún nutriente, apostar por la suplementación puede llevar a una situación de exceso.

Por ejemplo: el abuso de vitamina Cpopular entre aquellos que quieren mantener alta su inmunidad, puede provocar problemas como diarrea y trastornos gastrointestinales.

Antes de recurrir a productos de este tipo, lo ideal es consultar a un profesional de la salud y verificar si realmente se trata de un déficit nutricional a corregir.

Para no sufrir carencias nutricionales, la mejor salida es invertir en una dieta equilibrada y diversificada. “Cualquiera que coma verduras de todos los colores y evite los productos ultraprocesados ​​es poco probable que tenga una deficiencia. Hay que valorar lo natural”, aconseja Bottoni.

“Una casa firme se construye ladrillo a ladrillo. Para volvernos más bellas, más fuertes y más saludables, debemos construir buenos hábitos y conquistar estas ganancias con el tiempo”, completa la nutróloga.

En resumen, es crucial no creer en los milagros, ya sea que se vendan en forma de inyecciones, cápsulas, inyecciones y similares.

  • Relacionado
  • AlimentaciónSuplementos vitamínicos: el uso debe basarse en evidencia científica23 de marzo de 2023 – 18:03
  • MedicamentoFlu x stress: cómo mantener tu inmunidad al día26 ago 2022 – 10:08 a. m.
  • MedicamentoEl libro que muestra cómo funciona la fantástica fábrica de inmunidad29 enero 2020 – 09:01
Continúa después de la publicidad

Ana Gomez

Ana Gómez. Nació en Asturias pero vive en Madrid desde hace ya varios años. Me gusta de todo lo relacionado con los negocios, la empresa y los especialmente los deportes, estando especializada en deporte femenino y polideportivo. También me considero una Geek, amante de la tecnología los gadgets. Ana es la reportera encargada de cubrir competiciones deportivas de distinta naturaleza puesto que se trata de una editora con gran experiencia tanto en medios deportivos como en diarios generalistas online. Mi Perfil en Facebookhttps://www.facebook.com/ana.gomez.029   Email de contacto: ana.gomez@noticiasrtv.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *