Lu√≠s Rosa Duarte: "El voto √ļtil puede cambiar el rumbo de los resultados" en Brasil





Luis Rosa Duarte ha sido periodista en Angola y Portugal. Que tiene 79 a√Īos, es el portugu√©s y vive en Brasil desde 1973. Las noticias del diario quer√≠a saber c√≥mo un portugu√©s ve las elecciones que tendr√°n lugar el domingo.





Brasil es una democracia desde mediados de la d√©cada de 1980. ¬ŅQu√© hace de estas unas elecciones tan diferentes?

El gran marco del cambio político en Brasil es la Constitución de 1988. Con ella convivieron todos los gobiernos, innegablemente democráticos, cada uno de ellos con diversos sesgos políticos y partidarios. Pero todos mantuvieron la defensa de algunos principios del Estado Social inscritos en aquella Ley Mayor. Y todos respetaron, hasta hoy, la libertad de expresión.

La principal alteración en el tejido social fue la considerable ampliación de la concienciación política, en una proporción mucho mayor con respecto a las elecciones anteriores, visible no sólo en las redes sociales como en los movimientos callejeros. Así como la inusual participación de las mujeres, la mayor desde siempre, en movimientos comenzados en las redes sociales y que han venido a las calles. Las mujeres de todas las creencias y edades, suprapartidariamente hasta, han participado activamente en el proceso electoral, con una firmeza no observada en elecciones anteriores.

¬ŅHay lugar a voto √ļtil?

En una elecci√≥n, como la actual, altamente polarizada y fragmentada, no hay duda de que el "voto √ļtil", o t√°ctico, tiene una fuerza preponderante, que puede, innegablemente, cambiar el rumbo de los resultados. As√≠ como la anulaci√≥n y la abstenci√≥n. En una encuesta del Ibope del 26 de septiembre, el 28% de los encuestados afirm√≥ ser alta o muy alta la probabilidad de dejar de votar al candidato de su preferencia para votar en otro que considere m√°s competitivo contra un tercero: el 10% de los electores de Bolsonaro, 17 el de los de Fernando Haddad, el 21% de los de Ciro Gomes y el 14% de los de Geraldo Alckmin.

¬ŅLa poblaci√≥n brasile√Īa es consciente de la realidad del pa√≠s?





Desafortunadamente, creo que la abrumadora mayor√≠a no est√°, a pesar de haber una √©lite bien informada y consciente, en varios cuadrantes ideol√≥gicos, predominantemente en las √°reas urbanas. Pero los principales problemas-crisis econ√≥mica, desempleo, violencia, salud, educaci√≥n y corrupci√≥n- no se han discutido en profundidad. La t√≥nica de los debates ha ido en la ideolog√≠a de g√©nero, machismo, racismo y feminismo. Lo que ya llev√≥ a alguien a escribir que "su voto va a elegir un Presidente y no un padre" …

¬ŅSiente que la comunicaci√≥n social e Internet han influido en la decisi√≥n de los votantes?

Inmensa. La comunicación social siempre tuvo una enorme influencia en la formación de opinión y en la construcción de las imágenes de los políticos. Pero lo que más se evidencia en la coyuntura actual, es la cantidad y el peso enorme de las publicaciones en las redes sociales, en los blogs, en los grupos de comunicación alternativos. Si pueden influenciar, o no, no lo sé. Pero son extremadamente activos, desafortunadamente no siempre regidos por las reglas de una civilizada convivencia democrática.

Algunas publicaciones, de las miles que se difunden diariamente, bien podían ser encuadradas en el análisis crítico de Umberto Eco, cuando afirmó, en la Universidad de Turín, en 2015, que las redes sociales dan el derecho a la palabra a una "legión de imbéciles" que antes hablaban apenas "en un bar y después de una copa de vino, sin perjudicar la colectividad".

¬ŅQu√© expectativas tiene para Brasil despu√©s de estas elecciones?

Creo que resultan algunas diferencias sociales y pol√≠ticas y algunas heridas dif√≠ciles de curar. Pero Brasil es el quinto pa√≠s m√°s grande del mundo en √°rea territorial, el sexto en poblaci√≥n, con m√°s de 210 millones de habitantes multicultural y √©tnicamente diversos, un litoral de 7400 kil√≥metros, uno de los principales graneros del planeta, el mayor productor de caf√©, soja y ganado, adem√°s de incontables riquezas minerales. Si se trata de los resultados de las elecciones, mi expectativa es que el pa√≠s no dejar√° de crecer, de producir y de desarrollarse. Lo que todos desean es que ese desarrollo sea acompa√Īado por una mayor distribuci√≥n de ingresos y mejoras radicales en los programas de Educaci√≥n, Salud y Seguridad, combate a la corrupci√≥n sist√©mica.

Tenga en cuenta la participación activa de la comunidad portuguesa?

Tradicionalmente, la comunidad portuguesa no est√° activo en la escena pol√≠tica local. Siempre hubo un alejamiento -o, al menos, una no implicaci√≥n- en las cuestiones pol√≠ticas internas brasile√Īas. Al final, a pesar de los lazos de amistad y la cordialidad como somos tratados en Brasil, no dejamos de ser extranjeros. O m√°s bien, como hace dos a√Īos, tambi√©n en un momento problem√°tico de la vida pol√≠tica brasile√Īa, preguntado por el factor de confianza en cuanto a la estabilidad pol√≠tica y financiera, tanto en el caso de Portugal, como en Brasil, el primer ministro dijo que Antonio Costa las relaciones entre los dos pa√≠ses "son seculares y no tienen que ver con coyunturas". Y agreg√≥: "Desde que Pedro √Ālvares Cabral lleg√≥ a Porto Seguro ya tuvimos muchas crisis, muchos momentos de fuerte crecimiento y de recesi√≥n, unas veces de un lado del Atl√°ntico, otras veces del otro lado del Atl√°ntico o al mismo tiempo – y no fue eso que disminuyeron las relaciones entre Portugal y Brasil. Independientemente de la √©poca de estabilidad que ahora felizmente vive en Portugal y el momento pol√≠tico que se lleva a cabo en Brasil, s√≥lo hay buenas razones para existir estas relaciones seculares ".

Dada la regla de la igualdad de derechos, va a votar?

La igualdad de derechos – civiles y pol√≠ticos – prevista en los acuerdos bilaterales no es autom√°tica, necesita ser requerida. Exigir los derechos pol√≠ticos, el portugu√©s puede votar y ser votado, en virtud del art√≠culo 12 de la Constituci√≥n de 1988. Las excepciones, para las posiciones que son privadas por los brasile√Īos nativos, son el presidente y el vicepresidente, presidente de La C√°mara de Diputados, presidenta del Senado Federal, ministro del Supremo Tribunal Federal, carrera diplom√°tica, oficial de las Fuerzas Armadas y de ministro de Estado de Defensa.

Personalmente, nunca sent√≠ necesidad de solicitar los derechos pol√≠ticos. Por la sencilla raz√≥n de que un voto aqu√≠, estar√≠a impedido votar en Portugal, seg√ļn lo establecido en el Acuerdo de la igualdad de derechos. Opto voto en las elecciones portuguesas a trav√©s de Consulado.

Encuentra alguna similitud entre la forma de hacer política en Portugal y Brasil?

No. Las fuerzas pol√≠ticas han marcado diferencias con respecto a las existentes en Portugal. Tarso Genro, el liderazgo pol√≠tico del Sur, que fue gobernador del estado de Rio Grande do Sul, presidente del municipio de Porto Alegre y posteriormente Ministro de Justicia, Educaci√≥n y Relaciones Institucionales, inspirado en el "artilugio" portuguesa, declar√≥ que " la experiencia portuguesa puede indicar una salida a la crisis pol√≠tica ". ¬ŅSer√° posible? Creo que no. La organizaci√≥n y funcionamiento de los partidos es muy diversa, por ausencia de programas y fidelidad ideol√≥gica o partidista.

Manuel Rivas

Fernando Rivas. Compagino mis estudios superiores en ingeniería informática con colaboraciones en distintos medios digitales. Me encanta la el periodismo de investigación y disfruto elaborando contenidos de actualidad enfocados en mantener la atención del lector. Colabora con Noticias RTV de manera regular desde hace varios meses. Profesional incansable encargado de cubrir la actualidad social y de noticias del mundo. Si quieres seguirme este es mi... Perfil en Facebook: https://www.facebook.com/manuel.rivasgonzalez.14 Email de contacto: fernando.rivas@noticiasrtv.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *