Los inmigrantes pierden sus trabajos en la pandemia, pero la mayoría quiere quedarse en Brasil





La pandemia de Covid-19 tuvo un fuerte impacto en los inmigrantes que viven en Brasil, muchos perdieron sus trabajos y llegaron a la situación de no tener nada para comer. A pesar de esto, una minoría planea regresar a su país de origen o mudarse a un tercer país, muestra un nuevo estudio.





La encuesta, realizada por la PUC Minas y la Unicamp en alianza con otras instituciones, se realizó entre mayo y julio a través de un cuestionario con 56 preguntas en seis idiomas. Se obtuvieron 2.475 respuestas válidas de personas de 60 países que viven en 22 estados brasileños. Los resultados se publicaron en un libro virtual y se dieron a conocer el martes (29).

Gran parte de los encuestados son personas de Venezuela o Haití. Luego vienen senegaleses, colombianos y cubanos. Estas cinco nacionalidades conforman el 85% de la muestra, pero también hubo participación de filipinos, rusos, turcos, nigerianos y nicaragüenses, entre otros.

Casi el 70% se declara negro, el 56% son hombres y el grupo de edad predominante es de 25 a 34 años. Solo el 0,5% se declaró en situación irregular: el resto tiene permiso de residencia, condición de refugiado u otro documento migratorio.

La mayoría de los que trabajaban antes de la pandemia trabajaban en el sector de servicios, como vendedores de tiendas o en la industria hotelera, por ejemplo, y el 47% tenía un contrato formal; entre el resto, había autónomos, microempresarios, estudiantes y trabajadores informales.

Los resultados de la encuesta muestran que uno de los efectos más fuertes de la crisis fue sobre la situación laboral del grupo: casi la mitad perdió su empleo y el porcentaje de los que estaban trabajando bajó del 47% al 25%.

Con eso, el 57% dijo que sus ingresos estaban muy por debajo de sus gastos y solo el 17% respondió que lo que ganan es suficiente para pagar las facturas o generar algún excedente.





Probablemente también a causa de la crisis, señalan los investigadores, la proporción de quienes envían remesas a sus países -una práctica muy común, especialmente entre quienes provienen de países pobres- se consideró baja: 55%.

A menudo, sin familiares ni una red de apoyo en Brasil, los inmigrantes terminaron teniendo que reducir sus gastos para adaptarse a la realidad actual o pidieron ayuda a familiares y amigos en sus países.

“La situación ya no era buena para los inmigrantes y ahora ha empeorado. Muchas ONG cerraron sus puertas por aislamiento social, llegó la crisis económica ”, dice el profesor de la PUC Minas Duval Fernandes, uno de los coordinadores del estudio. «Son muy vulnerables en este momento, incluida la inseguridad alimentaria, que es el punto básico de supervivencia. De los que buscaron ayuda de las instituciones, más del 80% necesitaba una canasta básica de alimentos».

Según él, incluso los grupos que antes estaban en mejor situación -en el caso de los venezolanos, que tenían un nivel de empleabilidad superior al promedio- «fueron atrapados por la pandemia de la misma manera».

Con respecto al Covid-19, el 5% de los encuestados declararon que ellos o un familiar tenían la enfermedad. De estos, el 60% buscó el SUS.

Algunos de los resultados revelados por los números de la encuesta también aparecieron en forma de informes espontáneos que se dejaron en un espacio para comentarios, dice Fernandes.

“Fue un efecto inesperado. Dejamos este espacio abierto al final y recibimos mucho. Una señora venezolana dijo que tenía dos hijas en casa, sin comida, en Ribeirão das Neves [na região metropolitana de Belo Horizonte]. Otro de Uberaba pidió ayuda para conseguir apoyo psicológico. Había gente que pedía ayuda para conseguir un trabajo, pagar el alquiler ”, dice.

Según él, el grupo respondió a algunas de las solicitudes, con canastas de alimentos básicos o referencias a servicios de apoyo, por ejemplo. “No era el objetivo inicial, pero terminamos abriendo un canal de escucha en un momento en que todo estaba cerrado. Fue muy interesante porque la gente contaba sus historias ”.

Nacho Vega

Nacho Vega. Nací en Cuba pero resido en España desde muy pequeñito. Tras cursar estudios de Historia en la Universidad Complutense de Madrid, muy pronto me interesé por el periodismo y la información digital, campos a los que me he dedicado íntegramente durante los últimos 7 años. Encargado de información política y de sociedad. Colaborador habitual en cobertura de noticias internacionales y de sucesos de actualidad. Soy un apasionado incansable de la naturaleza y la cultura. Perfil en Facebook: https://www.facebook.com/nacho.vega.nacho Email de contacto: nacho.vega@noticiasrtv.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *