¬°Llama al profesor Porter, ahora!





No, este no es el profesor Porter, un científico ficticio creado por Edgar Rice Burroughs, padre de la bella Jane de quien Tarzán se enamora en la selva africana.





Me refiero a Michael E. Porter, profesor de econom√≠a en la Harvard Business School. Para aquellos que no recuerdan, Porter estudi√≥ la econom√≠a portuguesa hace 26 a√Īos. Hizo una serie de recomendaciones que se conocieron como el ¬ęInforme Porter¬Ľ.

Fue Luís Mira Amaral, ministro en el gobierno de Cavaco Silva, quien encargó a Porter realizar uno de los estudios que estructuraron el debate sobre la estrategia de la economía portuguesa. Porter hizo el diagnóstico de las debilidades y prescribió las recetas para aumentar la competitividad de la economía portuguesa. Muchos han sido seguidos con éxito, pero muchos otros no, y son la base de nuestro retraso progresivo.

El a√Īo pasado, con motivo del 25 aniversario del Informe, la profesora Mira Amaral dijo que ¬ępara muchas personas no lo habr√° sido, pero para m√≠ fue un nuevo enfoque, llamando la atenci√≥n sobre una serie de factores no tan considerados¬Ľ, como por ejemplo, ¬ęlas industrias relacionadas¬Ľ.

A partir de 1995, la apuesta en el mercado interno sali√≥ mal. El proyecto Porter tambi√©n se√Īal√≥ una serie de pol√≠ticas p√ļblicas que no han tenido mejoras importantes, como la educaci√≥n y el manejo forestal.

La aplicaci√≥n del proyecto Porter permiti√≥ mejoras claras en sectores tradicionales como calzado, textiles, vestimenta y vestimenta, en vinos y muebles, seg√ļn Mira Amaral. Tuvo un impacto promedio en las condiciones de la demanda, es decir, la sofisticaci√≥n de la demanda interna no aument√≥ mucho.

Tuvo un bajo efecto sobre las rivalidades, las estrategias de la empresa y todos los elementos de cooperaci√≥n entre empresas. Pr√°cticamente no hubo medidas de pol√≠tica p√ļblica para apoyar las variables horizontales.





Mira Amaral record√≥ que fue una ministra del PS, Maria Jo√£o Rodrigues, quien reactiv√≥ la idea de racimos, llam√°ndolos polos de competitividad. Seguimos teniendo racimos peque√Īo, en su mayor parte, y no ten√≠amos racimos Realmente tecnol√≥gico. Existe una gran dificultad en la asociaci√≥n de empresas y la estructura empresarial est√° excesivamente fragmentada.

Necesitamos a Porter, u otros como él, de inmediato, para ayudar al Gobierno, las instituciones estatales y el sector privado, superando la falta de determinación, cooperación, imaginación, habilidades y tiempo para concebir y poner en práctica lo que yo llamaría el Plan. Estratégico para la renovación de la economía portuguesa.

Es necesario movilizar a las mejores mentes para trabajar en la estrategia de recuperación de Portugal, un esfuerzo del Estado que debe comenzar de inmediato. Tenemos políticos de alta calidad, como Pedro Passos Coelho y Paulo Rangel, de PSD, Adolfo Mesquita Nunes de CDS, Pedro Siza Vieira o Ana Mendes Godinho de PS, João Cotrim Figueiredo de Liberal Initiative, economistas como Sérgio Rebelo y Sérgio Correia, ambos en Estados Unidos, tantos investigadores de la academia portuguesa y muchos emprendedores, como los jefes de estas 56 empresas líderes en el mercado (organización FFMS).

El discurso de pobreza que el Primer Ministro pronunció hace unos días en una entrevista sobre la post pandemia fue inadecuado en ese momento. Es cierto que las dificultades son apremiantes, para algunos son una cuestión de supervivencia y continuarán. Ya lo sabemos

Muchos políticos todavía no se dan cuenta de que los portugueses están más adelantados que ellos, políticos. Necesitamos un discurso que analice la necesaria renovación pospandémica. Tiene que ser un discurso de liderazgo, firme en las convicciones, confiando en que los portugueses podrán, basado en la idea de que el sacrificio de hoy vale la pena porque estaremos mejor preparados para superar las dificultades.

En realidad, este discurso ya ha sido pronunciado por un extranjero. Chris Sainty, embajador brit√°nico en Portugal, en el texto que public√≥ en este peri√≥dico hace unos d√≠as con el t√≠tulo ¬ęUn cumplido para los portugueses en tiempos de crisis¬Ľ, aqu√≠ en portugu√©s y aqu√≠ en ingl√©s, inst√≥ a los portugueses a luchar. Sainty escribi√≥ que el desaf√≠o es enorme, ‚Äúpero s√© que Portugal no solo sobrevivir√° a esto, sino que tambi√©n saldr√° m√°s fuerte. Es un pa√≠s peque√Īo pero con un coraz√≥n muy grande ‚ÄĚ. Estas son palabras reconfortantes e inspiradoras.

Puede parecer frío y calculador ver la pandemia como una oportunidad, pero es inevitable que no todo siga igual. Algunas cosas serán diferentes porque entrarán en hábitos y comportamientos. Otros, por la oportunidad ofrecida de corregir o eliminar lo que está mal, por la absoluta necesidad de renovación en muchos planes: empresas, el Estado, instituciones. Todo debe centrarse en el progreso de cada ciudadano: en las personas, en sus familias, en su iniciativa y energía.

Esta acci√≥n debe comenzar ahora. Como escribi√≥ el Consejo Editorial del Financial Times el viernes 3 de abril, ‚Äúlos l√≠deres que ganaron la guerra [Segunda Guerra] no esperaron la victoria para planificar lo que seguir√≠a. Franklin D. Rosoosevelt y Winston Churchill publicaron Atlantic Charter, que estableci√≥ el curso para la creaci√≥n de las Naciones Unidas en 1941. El Reino Unido public√≥ el Informe Beveridge, su compromiso con el estatus social universal, en 1942. En 1944, el La conferencia de Bretton Woods forj√≥ la arquitectura financiera de la posguerra. Este tipo de visi√≥n de futuro es preciso hoy. Adem√°s de la guerra de salud p√ļblica, los verdaderos l√≠deres ahora se movilizar√°n para ganar la paz ‚ÄĚ.

Tenemos que reforzar y expandir las áreas industriales que son el principal exportador portugués (no el turismo), centrándonos en industrias de vanguardia. Como lo hizo Isabel II en su discurso del domingo, invocando lo mejor de las generaciones anteriores, debemos apelar a nuestra vena de exploradores y descubridores lanzando seriamente la exploración oceánica e intensificando el sector espacial.

Muchos, como yo, han estado advirtiendo a lo largo de los a√Īos que la econom√≠a no puede tener el turismo como uno de sus principales pilares. Es una industria muy dependiente de externalidades impredecibles. Se pens√≥ que ser√≠a el terrorismo lo que podr√≠a sacudir el turismo, pero fue un fen√≥meno de la naturaleza que paraliz√≥ el sector de los servicios de hospitalidad. Era predecible

Las pandemias son recurrentes en la historia humana, con un currículum reciente lleno de acontecimientos. Al contrario de lo que se dice, solo nos tomaron desprevenidos porque los gobiernos no hicieron caso a las advertencias. La ONU, el Banco Mundial, la TED Talk tardíamente famosa de Bill Gates en 2015, y muchas organizaciones nacionales advirtieron sobre el peligro de una pandemia inminente. Los sistemas de salud deben estar preparados y prevenidos para la afluencia repentina de pacientes.

Hace solo una d√©cada, entre la primavera de 2009 y 2010, tuvimos la gripe porcina H1N1. Infect√≥ a 1.400 millones de personas en todo el mundo y mat√≥ entre 151.70 y 575,000 personas, seg√ļn los Centros para la Protecci√≥n y el Control de Enfermedades, una organizaci√≥n del gobierno de los EE. UU. Ahora tenemos el nuevo coronavirus SARS-CoV-2.

Seg√ļn Steffanie Strathdee, Decana Asociada de Ciencias de la Salud Global de la Universidad de California, San Diego, el H1N1 deber√≠a haber sido una se√Īal de advertencia, pero las autoridades estadounidenses, como las autoridades de casi todo el mundo, no tomaron ninguna precauci√≥n. Los efectos del H1N1 no fueron mayores en los EE. UU. Porque estaban preparados, lo cual no es el caso ahora.

La pandemia m√°s antigua conocida ocurri√≥ hace unos 5.000 a√Īos en aldeas prehist√≥ricas … en China. Es hora de que China revele el verdadero n√ļmero de v√≠ctimas de la pandemia actual, se disculpe ante el mundo por ocultar el brote en Wuhan, ponga fin a esos peligrosos mercados ganaderos y colabore activamente en el descubrimiento de vacunas y antivirales.

Ana Gomez

Ana G√≥mez. Naci√≥ en Asturias pero vive en Madrid desde hace ya varios a√Īos. Me gusta de todo lo relacionado con los negocios, la empresa y los especialmente los deportes, estando especializada en deporte femenino y polideportivo. Tambi√©n me considero una Geek, amante de la tecnolog√≠a los gadgets. Ana es la reportera encargada de cubrir competiciones deportivas de distinta naturaleza puesto que se trata de una editora con gran experiencia tanto en medios deportivos como en diarios generalistas online. Mi Perfil en Facebook:¬†https://www.facebook.com/ana.gomez.029   Email de contacto: ana.gomez@noticiasrtv.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *