Línea dura iraní El general Qassim Suleimani deja sombra en el Medio Oriente





En julio de 2018, despu√©s de que el presidente Donald Trump de los Estados Unidos advirti√≥ al presidente de Ir√°n que no amenazara a los Estados Unidos, la respuesta no vino del l√≠der iran√≠, sino de una figura militar quiz√°s a√ļn m√°s poderosa.





"Est√° por debajo de la dignidad de nuestro presidente responderle", dijo el mayor general Qassim Suleimani en un discurso en el oeste de Ir√°n.

El viernes (3), Suleimani fue declarado muerto en un ataque aéreo en Bagdad.

El general, una figura una vez sombría que tenía una posición de celebridad entre los conservadores de línea dura de Irán, era una figura de gran interés para las personas dentro y fuera del país.

No solo se le encarga la tarea de reunir inteligencia y operaciones militares secretas, sino que se le considera una de sus figuras militares más experimentadas y autónomas.

También se lo consideraba muy cercano al líder supremo del país, el ayatolá Ali Khamenei, y un potencial futuro líder de Irán.

El hecho de que Suleimani estuviera en Irak cuando fue asesinado a los 62 a√Īos en el Aeropuerto Internacional de Bagdad no fue una sorpresa.





Era el comandante de la Fuerza Quds de la Guardia Revolucionaria de Irán, una unidad de fuerzas especiales que lleva a cabo misiones en otros países. Fue designado para dirigirlo a fines de la década de 1990.

En este papel, Suleimani fue considerado el principal estratega detrás de los esfuerzos e influencia militares de Irán en Siria, Irak y otros lugares de la región y más allá. Fue considerado el oficial de inteligencia militar más efectivo en la región.

Un alto funcionario de inteligencia iraqu√≠ dijo una vez a funcionarios estadounidenses en Bagdad que Suleimani se describi√≥ a s√≠ mismo como "la √ļnica autoridad para las acciones iran√≠es en Irak".

En su discurso denunciando a Trump, fue a√ļn menos discreto y abiertamente ir√≥nico.

"Estamos cerca de ti donde ni siquiera lo sabes", dijo. "Estamos listos. Somos el hombre en esta arena".

Mucho antes del discurso, las autoridades estadounidenses se habían acostumbrado a ver a Suleimani como un adversario formidable.

Después de la invasión de Irak liderada por Estados Unidos en 2003 que derrocó a Saddam Hussein, Estados Unidos acusó a Suleimani de planear ataques contra soldados estadounidenses.

El general trabajó para expandir la influencia de Irán en Irak restringiendo las acciones del ejército estadounidense.

El gobierno iraní estaba decidido a mantener su influencia en la región y estaba amenazado por la presencia militar de Estados Unidos que se expandía en sus flancos occidental y oriental.

Y en 2011, el Departamento del Tesoro puso a Suleimani en una lista negra de sanciones, acusándolo de complicidad en lo que las autoridades estadounidenses llamaron una conspiración para matar al embajador de Arabia Saudita en Washington.

Pero a veces el adversario parec√≠a m√°s un aliado, aunque la relaci√≥n era tenue. Funcionarios estadounidenses cooperaron con el general iran√≠ en Irak para revertir los logros del Estado Isl√°mico, un enemigo com√ļn.

En el apogeo de la guerra de Irak, mientras la Fuerza Quds bajo el mando de Suleimani comandaba a las milicias chiítas armadas y entrenadas en Irak, el general avivó la violencia y luego medió el conflicto para volverse indispensable y mantener a los iraquíes fuera de balance, dijeron funcionarios estadounidenses.

Seg√ļn un telegrama de junio de 2008 escrito por Ryan Crocker, entonces embajador de EE. UU. En Bagdad, Suleimani particip√≥ en la negociaci√≥n de un alto el fuego que permiti√≥ la retirada de las milicias chi√≠tas atacadas en el vecindario de Sadr City en Bagdad, Ir√°n. apoyado

En 2015, Suleimani estaba en la ciudad de Tikrit, en el norte de Iraq, al mando de las milicias chi√≠tas iraqu√≠es que intentaban recuperarla de los combatientes del ej√©rcito isl√°mico. Los aviones estadounidenses llegaron tarde a esta campa√Īa.

Suleimani tambi√©n captur√≥ la imaginaci√≥n de los iran√≠es comunes. Gan√≥ prominencia durante la sangrienta guerra de ocho a√Īos entre Ir√°n e Irak. Como comandante de la Guardia Revolucionaria, se gan√≥ la reputaci√≥n de liderar misiones de reconocimiento detr√°s de las l√≠neas iraqu√≠es.

"Para Qassim Suleimani, la guerra Irán-Irak nunca terminó realmente", dijo Crocker en una entrevista.

"Ning√ļn ser humano podr√≠a haber experimentado un conflicto al estilo de la Primera Guerra Mundial y no haber sido afectado para siempre. Su objetivo estrat√©gico era una victoria absoluta sobre Iraq y, si eso no fuera posible, crear e influir en un Iraq d√©bil".

Traductor de Luiz Roberto Mendes Gonçalves

Nacho Vega

Nacho Vega. Nac√≠ en Cuba pero resido en Espa√Īa desde muy peque√Īito. Tras cursar estudios de Historia en la Universidad Complutense de Madrid, muy pronto me interes√© por el periodismo y la informaci√≥n digital, campos a los que me he dedicado √≠ntegramente durante los √ļltimos 7 a√Īos. Encargado de informaci√≥n pol√≠tica y de sociedad. Colaborador habitual en cobertura de noticias internacionales y de sucesos de actualidad. Soy un apasionado incansable de la naturaleza y la cultura. Perfil en Facebook:¬†https://www.facebook.com/nacho.vega.nacho Email de contacto: nacho.vega@noticiasrtv.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *