Las grasas trans ser√°n prohibidas en Brasil





La Agencia de Vigilancia Sanitaria (Anvisa) aprob√≥ recientemente la propuesta de eliminar el grasas trans, asociado con diversos problemas de salud en productos industrializados. La nueva resoluci√≥n prev√© la disminuci√≥n gradual de su uso por parte de la industria y los servicios de alimentos (restaurantes, panader√≠as …), llegando a la prohibici√≥n en 2023.

Actualmente no existe un límite establecido para esta grasa, también llamada grasa hidrogenada. Y un estudio realizado por el Instituto de Protección al Consumidor (IDEC) advierte que algunos elementos considerados "cero trans" en realidad llevan la sustancia.

Este proceso ocurrirá en tres fases. El primero es limitar su presencia en la producción de aceites refinados, los que se usan para freír, hechos de soja, girasol y canola. Las empresas tienen 18 meses para encajar. La restricción, por lo tanto, debería entrar en vigencia el 1 de julio de 2021.

A partir de ah√≠, la delimitaci√≥n se extender√° a los alimentos procesados ‚Äč‚Äčen general, comercializados al por menor y al por mayor. En este momento, la regla no se aplicar√° a los art√≠culos utilizados exclusivamente como materias primas para fines industriales.

Finalmente, la √ļltima fase prev√© la exclusi√≥n del ingrediente en todos los industrializados. Esto ocurrir√° a partir del 1 de enero de 2023.





Además, el área de Alimentos de Anvisa sugirió la adopción de medidas regulatorias complementarias. Una es desarrollar guías sobre las opciones tecnológicas disponibles que reemplazan las grasas trans en la producción de alimentos. Estos manuales guiarían a los fabricantes.

Seg√ļn Alessandra Bastos, directora de Anvisa y relatora de la propuesta, estas posiciones se debatieron ampliamente, incluido el tiempo necesario para que el sector se adapte a las nuevas normas.

¬ŅPor qu√© Anvisa quiere prohibir las grasas trans?

Hay tres tipos de grasas: grasas no saturadas, conocidas como "grasas buenas"; saturado, que incluso puede beneficiar al cuerpo cuando se consume con moderación; y trans, que no se recomienda en ninguna situación.

Entre otras cosas, aumenta los niveles de colesterol LDL y disminuye los niveles de colesterol HDL, lo que conduce a arterias obstruidas y, en consecuencia, a problemas cardiovasculares. Vale la pena recordar que en 2016, esta fue la causa de casi la mitad de los 34,4 millones de muertes por enfermedades crónicas no transmisibles en el mundo.

Las grasas trans se encuentran en cantidades mínimas en la carne de rumiantes y sus derivados. Pero la gran preocupación es la versión de laboratorio (la versión hidrogenada, como dijimos antes). Sirve para dar textura y textura crujiente a golosinas como galletas, papas fritas y pasteles preparados.

Seg√ļn la Organizaci√≥n Mundial de la Salud (OMS), no m√°s del 1% de nuestras calor√≠as diarias podr√≠an provenir de las grasas trans. En una dieta de 2,000 calor√≠as, solo puedes comer 2,2 gramos del nutriente, por ejemplo.

Brasil no es el primer país en implementar una medida de prohibición de ingredientes. Esta publicación pertenece a Dinamarca, que la restringió en 2003. En 2018, fue el turno de Estados Unidos.

"No solo en Brasil, sino en todo el mundo, los profesionales de la salud son conscientes del riesgo que plantea y su asociación con la enfermedad cardiovascular", dice Alessandra Bastos, en un comunicado de prensa.


Ana Gomez

Ana G√≥mez. Naci√≥ en Asturias pero vive en Madrid desde hace ya varios a√Īos. Me gusta de todo lo relacionado con los negocios, la empresa y los especialmente los deportes, estando especializada en deporte femenino y polideportivo. Tambi√©n me considero una Geek, amante de la tecnolog√≠a los gadgets. Ana es la reportera encargada de cubrir competiciones deportivas de distinta naturaleza puesto que se trata de una editora con gran experiencia tanto en medios deportivos como en diarios generalistas online. Mi Perfil en Facebook:¬†https://www.facebook.com/ana.gomez.029   Email de contacto: ana.gomez@noticiasrtv.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *