Las calabazas aplastantes pueden volver cuando quieran.



El concierto de este sábado de los Smashing Pumpkins, legendaria banda de rock alternativo de los 90, no solo tuvo como recuerdo el recuerdo de los tiempos pasados. Por primera vez en 18 años, James Iha, Jimmy Chamberlin, Jeff Schroeder y Bill Corgan, miembros fundadores de la banda nacidos en 1989, se han unido para lanzar un nuevo álbum. Shiny and Oh So Bright, Vol. 1 / LP: Sin pasado. No futuro Salió en 2018 y recibió buenas críticas. El NME lo describió como "un escaparate de la composición musical que permite respirar y revelarse" y, al pedir "el segundo volumen", declaró que "el sueño permanece". Rolling Stone no llegó tan lejos, considerando que Brillante y oh tan brillante es "Smashing Pumpkins en Name Only". "Este camión de helados ha pasado por la bomba de gasolina", escribió el periodista Christopher R. Weingarten.

Te guste o no el nuevo álbum, la verdad es que los que asistieron al Passeig Marítimo do Algés este viernes no lo hicieron por las canciones recientes; Lo hizo para los viejos temas, como "Today" o "Bullet with Butterfly Wings". La verdad es que es muy difícil para un grupo con tantos años de carrera y álbumes tan aclamados como Sueño siamés (1993) para tener vida más allá de lo que construyó tan sólidamente hace dos décadas. Especialmente después de los diversos fines abruptos, los cambios de formación y todos los altibajos que marcaron la década de 2000. La carrera de los Smashing Pumpkins se construyó en los años 90 y allí permaneció congelada y no hay forma de escapar de ella.



En este campo, la banda liderada por Bill Corgan no parece tener ninguna ilusión. El show de este último día de NOS Alive pudo, y con toda razón, haber estado basado en las canciones de Brillante y oh tan brillante, pero no fue así. La línea elegida, exactamente la misma que se dio en el Festival Mad Cool en Madrid hace dos días, fue sobre todo nostálgica. Durante una hora y media, los Smashing Pumpkins repasaron la no tan larga discografía y tocaron a los fanáticos con todos esos grandes temas que han marcado generaciones y generaciones de adolescentes desde los años 90.. Esta intención quedó inmediatamente clara con el tema elegido para la apertura del concierto, que comenzó después de la introducción del Barroco de Handel "Sarabande". "Siva", la segunda canción del primer álbum de la banda, Gish (1991), y su primer gran éxito, dejó en el aire la promesa de grandes cosas por venir.

Pero todavía tenía que esperar un poco. "Solaria" y "Caballeros", de la nueva Brillante y oh tan brillante, calentado a la ola de golpes que fue seguido hasta el último minuto del concierto, durante el cual Smashing Pumpkins demostró estar en gran forma y lejos de sentir el peso de su edad. "Ojo", el mítico. Mellon Collie y la tristeza infinita (1995), se acercó para obligar a Bill Corgan a dejar la guitarra por unos momentos y caminar por el Stage NOS, solo y solo con el micrófono en la mano. "Bullet With Butterfly Wings" envió una ola de energía a través de la multitud, una de las más grandes del festival, que se unió frente a la banda norteamericana; y "Desarmar" hizo aparecer mil luces en la oscuridad. Antes de que la banda tocara los mayores éxitos de la última noche, Corgan volvió a poner la guitarra en "The Everlasting Glaze" y, sorprendido por las sorpresas, incluso tomó un pequeño baile.

"1979", "Tonight, Tonight", "Cherub Rock" y "The Airplane Flies High" surgieron en el tramo final de un concierto también visualmente impresionante, con grandes efectos de luz y con la presencia en el escenario de tres muñecas gigantes, Casi demasiado colorido para pertenecer a la banda estadounidense. En las despedidas, Corgan elogió a los fanáticos portugueses, "de los mejores que existen", y prometió regresar pronto. "Algunos de los mejores conciertos que dimos fueron en Portugal", dijo el cantante, admitiendo que el show de este sábado le recordó a otro, hace más de 20 años.. "Me recuerdan a 1996, desde el concierto hasta la lluvia en la plaza de toros (de Cascais). ¿Recuerdas el concierto en la plaza de toros? "Le preguntó a James Iha antes de comenzar a tocar los primeros acordes de" Hoy ". El tema de Sueño siamés fue el primero en tocar en el debut de la banda en el Paseo Marítimo de Algés en 2007. Esa noche, un rayo no cayó, pero cuando los Smashing Pumpkins subieron al escenario, la lluvia también cayó, pero pequeña.


Nacho Vega

Nacho Vega. Nací en Cuba pero resido en España desde muy pequeñito. Tras cursar estudios de Historia en la Universidad Complutense de Madrid, muy pronto me interesé por el periodismo y la información digital, campos a los que me he dedicado íntegramente durante los últimos 7 años. Encargado de información política y de sociedad. Colaborador habitual en cobertura de noticias internacionales y de sucesos de actualidad. Soy un apasionado incansable de la naturaleza y la cultura. Perfil en Facebookhttps://www.facebook.com/nacho.vega.nacho Email de contacto: nacho.vega@noticiasrtv.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *