La Tierra Es De Quién la Trabaja





¡La tierra es de quién la trabaja! ¡Los fascistas comen paja! Mai'nada!
(in "¬ŅQu√© har√© yo con esta espada?" de Juan C√©sar Monteiro, 1975)





Sorprendentemente, o tal vez no, la visita del Presidente de la Rep√ļblica Popular de China a Portugal trajo nuevas reacciones en comparaci√≥n con las que se produjeron durante las visitas de sus predecesores. Por lo que percib√≠, la causa del pueblo tibetano y el amor eterno a Su Santidad -el Dalai Lama- pasaron al archivo muerto, quedando la visita marcada por las protestas del Bloque por divergencias con la "pol√≠tica de derechos humanos" y el PAN, la raz√≥n me escap√≥, pero debe estar relacionada con un tema fracturado cualquiera, como los perros sirven de alimento o algo parecido.

Comenzando por los puntos muy positivos, la romer√≠a de la comunidad china en las inmediaciones del Ritz para mostrar a Xi Jiping. ¬°Cal√≥ estar junto al hotel en una de las ocasiones en que la comitiva pasaba y era notorio el orgullo de los chinos que se volv√≠an hacia los pasantes, como yo, diciendo "¬°ven ah√≠!". Las causas del orgullo no me interesan, me interesa que se sientan a gusto para mostrar ese orgullo entre nosotros, porque eso es lo que nos debe enorgullecernos. Tambi√©n es muy positivo, la forma en que las autoridades portuguesas estaban disponibles para dar servicio rect√°ngulo peque√Īo del mundo puede servir como un punto de apoyo para el comercio de lo que ser√° la mayor econom√≠a del mundo.

Claramente negativo, es comenzar a acosar a los chinos porque han comprado varias empresas portuguesas. Siendo la EDP uno de esos gigantes de los que es ineludible hablar, hubo tambi√©n adquisiciones en la banca, seguros y comunicaciones que fueron relevantes en nuestra econom√≠a. Esto es factual, no es especulativo. Lo extra√Īo en la actitud de mis compatriotas es la preocupaci√≥n que tienen con el hecho y, si hacen la caridad de dejarme explicar, espero convenceros de la irracionalidad de su preocupaci√≥n.

Mi primer punto es que no puedo entender por qu√© una empresa que tiene un propietario chino es peor que tener un due√Īo portugu√©s. Desde que EDP, por ejemplo, tiene un due√Īo chino, el crecimiento de las sospechas de implicaci√≥n en sobornos y otras situaciones menos propias fue cero. Si a√ļn no tuvimos noticias de sospechas sobre el car√°cter menos propio de los accionistas orientales, ya de los antiguos due√Īos lusitanos no podemos decir lo mismo.

Segundo, no recuerdo que ning√ļn chino ha robado las acciones de las empresas afectadas o ha utilizado la fuerza para adquirirlas. En todos los casos que recuerdo, las empresas fueron adquiridas por la mejor oferta en t√©rminos de precio. Algunas, como EDP, eran cotizadas en bolsa y nadie estaba dispuesto a comprar la empresa por el precio al que se adquirieron las acciones. Es decir, no hubo un solo empresario lusitano que, incuidado de una extra√Īa misi√≥n patri√≥tica, se llegara al frente para adquirir la empresa a precio de mercado, mucho menos por encima de √©l como lo hicieron los chinos.

¬ŅEs verdad que EDP disfruta de lo que se ha convenido llamar "rentas excesivas"? Si es as√≠, pero recordaba a mis queridos compatriotas que cuando los chinos compraron la empresa los "rentas" ya estaban all√≠. Si son excesivos o no, eran nuestros compatriotas que nos presente con ellos para el disfrute de los antiguos propietarios, Portugal incluido. Es decir, el precio en la bolsa ya reflejaba la existencia de esas "rentas" y los chinos dieron dinero por ellas. All√≠ porque nosotros lo hayamos gastado se sabe all√≠ en qu√©, dif√≠cilmente podremos ahora pasar las culpas.





En tercer lugar, contrariamente a lo que ocurre con las empresas adquiridas por los accionistas de otras nacionalidades, incluyendo el portugués, hasta el momento las empresas adquiridas por chinos fueron objeto de intensas aumenta la inversión y de personal. Hasta ahora no he visto un caso en el que hubieran dicho que más vale tener una sede en Madrid que lo controla todo. No entiendo exactamente dónde es que esto es negativo o nos pueda perjudicar en lo que sea. El hecho es que los inversores han valorado el conocimiento de los empleados portugués a nivel que se merecen, han valorado su competencia y compromiso y, sorprendentemente, no tratarlos como servidores, ya que algunos antiguos accionistas lusitanos más alto pedigrí.

Cuarto, y el que m√°s me afecta personalmente, no entiendo siquiera la esperanza que los compradores vinieran de otro origen. Hace d√©cadas que los chinos trabajan para nuestro consumo. Casi todos los bienes que consumimos son hechos por chinos. No s√© si es excesivo recordar el destino de la cigarra, pero la verdad es que durante a√Īos y a√Īos hemos gastado el dinero que ten√≠amos y no ten√≠amos que consumir el trabajo de los chinos, de forma directa o indirecta. Hasta no se puede decir que sea malo que el dinero que compra las empresas venga de all√≠. Es como si hubiera vuelto al origen para equilibrar las cosas. ¬ŅPor qu√©, ay, cantaron? ¬°Entonces dancen! Dijo la hormiga a la cigarra. Porque no fueron los chinos que anduvieron a votar en gobiernos que gastaban dinero en casi todo menos en lo que deb√≠an gastar. Si hubiera quien creyera que la deuda de los estados nunca se paga, tiene aqu√≠ la prueba de que se paga y hasta se paga con intereses bien altos.

Si me preguntan si no me preocupa el hecho de que los chinos sean los "due√Īos de todo esto", tengo que confesar que me preocupa mucho menos que cuando los "due√Īos de todo esto" eran otros. La √ļnica cosa que me preocupa es que hemos hecho cero para no haber "due√Īos de todo esto". Ahora me preocupa m√°s que otro, ni por eso. En teor√≠a, un estado que estuviera atento continuaba con el control, porque el arma de la nacionalizaci√≥n nunca se perdi√≥ y, habiendo alguna raz√≥n estrat√©gica, siempre puede ser usada. El problema nunca fue ese, el problema siempre estuvo en la forma en que encaramos el trabajo y el valor que tiene. Si el Metro fuera de due√Īos chinos estoy seguro de que ten√≠amos Metro para todos y no s√≥lo para las personas que se pueden permitir el lujo de soportar huelgas cuatro veces al a√Īo. Seguimos siendo un pa√≠s que cree que el trabajo es una cosa menor, que sirve s√≥lo para ser objeto de impuestos para que formas superiores de ciudadan√≠a puedan ser usufructuadas por formas superiores de ciudadanos, cuyo derecho al ocio prolongado es inquebrantable. Por eso, si es mejor que esa arma nunca sea usada, para que aprendamos de una vez por todas que, al final de la historia, la tierra es para quien, de hecho, la trabaja! Los fascistas que com …

(Las opiniones expresadas en este artículo son personales y vinculan sólo y sólo su autor)
Doctor en Física, Co-Fundador de Closer, vicepresidente de la Asociación Portuguesa de Ciencias de Datos

Nacho Vega

Nacho Vega. Nac√≠ en Cuba pero resido en Espa√Īa desde muy peque√Īito. Tras cursar estudios de Historia en la Universidad Complutense de Madrid, muy pronto me interes√© por el periodismo y la informaci√≥n digital, campos a los que me he dedicado √≠ntegramente durante los √ļltimos 7 a√Īos. Encargado de informaci√≥n pol√≠tica y de sociedad. Colaborador habitual en cobertura de noticias internacionales y de sucesos de actualidad. Soy un apasionado incansable de la naturaleza y la cultura. Perfil en Facebook:¬†https://www.facebook.com/nacho.vega.nacho Email de contacto: nacho.vega@noticiasrtv.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *