la imaginación da alas









Estaba siguiendo las noticias de Science cuando vi que G√©rard Ligier-Belair y Clara Cilindre publicaron el 31 de marzo un esclarecedor art√≠culo cient√≠fico titulado ‚Äú¬ŅCu√°ntos COdos ¬ŅHay burbujas en un vaso de cerveza? en ACS Omega 2021, volumen 6, n√ļm. 14, p√°ginas 9672-9679.

Intercalado entre el ¬ęDesarrollo de un ELISA basado en prote√≠nas nucleoc√°psidas para la detecci√≥n de anticuerpos IgM e IgG humanos contra el SARS-CoV-2¬Ľ y el ¬ęLa Investigaci√≥n Estereosc√≥pica y Te√≥rica de las Interacciones de la B-Lactoglobulina con la Hematoporfirina y la Protoporirina IX ‚ÄĚno ocurre, y por eso me tom√≥ un mes y medio darme cuenta de esta contribuci√≥n revolucionaria a la sensaci√≥n gustativa, aut√©ntica oda al paladar, de cautivar a un imperial.

Finalmente entend√≠ por qu√© una bejeca sabe tan bien en verano, en los d√≠as en que un huevo est√° protagonizado en la mesa de metal de la terraza. Por cierto, que se trata de ciencia, bejeca es, en el Diccionario Priberam de la lengua portuguesa, palabra ¬ęinformal¬Ľ, una alteraci√≥n de ¬ę[cer]vejeca, abreviatura de ‚Äúcerveza‚ÄĚ, jerga de Temanet, en el sitio web del Instituto Cam√Ķes. Quiero saber, de todos modos sabe bien.

Ahora, los autores se centran en el equilibrio termodin√°mico en una botella de cerveza sellada entre el di√≥xido de carbono disuelto en el l√≠quido y el que est√° en estado gaseoso, en el cuello, y que se liberan cuando se abre la botella y se vierte la cerveza en el vaso. vidrio. El codos disuelto forma microburbujas alrededor de part√≠culas muy peque√Īas suspendidas en el l√≠quido e imperfecciones microsc√≥picas en el vaso del vaso de precipitados.

Para una cerveza con un 5% de alcohol y una concentraci√≥n de COdos disuelto a 5,5 g / L, se forman dos millones de burbujas, el doble de las burbujas de un champ√°n normal (¬Ņqui√©n desperdiciar√≠a Dom Perignon White Gold Jeroboam contando burbujas?) que incluso tiene m√°s gas, una concentraci√≥n de 11 g / L. Esto es importante para nuestra percepci√≥n porque los receptores del trig√©mino y del gusto est√°n influenciados por la disoluci√≥n del COdos a trav√©s de la frecuencia de formaci√≥n de burbujas y su tasa de aumento en el l√≠quido. Tambi√©n me di cuenta de eso porque la cerveza muerta tiene un sabor desagradable.

Una investigaci√≥n igualmente reciente y relevante, dirigida por Streltsov y Kang-Da Wu, rompe con otra hasta ahora cierta: que los n√ļmeros imaginarios no existen en el mundo real. En otras palabras, ya no son una mera herramienta matem√°tica. Ahora, demostraron que los n√ļmeros imaginarios son relevantes para determinar estados cu√°nticos, constituyendo ‚Äúrecursos‚ÄĚ, permitiendo as√≠ nuevas acciones que de otra manera ser√≠an imposibles.





En el experimento realizado, sin tales n√ļmeros se perdi√≥ la informaci√≥n sobre el estado de naturaleza de un fen√≥meno. Por tanto, son relevantes en el mundo real, por eso existen como dir√≠a el fil√≥sofo. Nuestros hombres son f√≠sicos, no economistas. Si lo fueran, sab√≠an desde hace mucho tiempo que existen n√ļmeros imaginarios en nuestro mundo. ¬ŅNunca ha o√≠do hablar de las estad√≠sticas de d√©ficit presupuestario?

Ana Gomez

Ana G√≥mez. Naci√≥ en Asturias pero vive en Madrid desde hace ya varios a√Īos. Me gusta de todo lo relacionado con los negocios, la empresa y los especialmente los deportes, estando especializada en deporte femenino y polideportivo. Tambi√©n me considero una Geek, amante de la tecnolog√≠a los gadgets. Ana es la reportera encargada de cubrir competiciones deportivas de distinta naturaleza puesto que se trata de una editora con gran experiencia tanto en medios deportivos como en diarios generalistas online. Mi Perfil en Facebook:¬†https://www.facebook.com/ana.gomez.029   Email de contacto: ana.gomez@noticiasrtv.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *