Estimado estudiante de enfermería, futuro compañero, hoy escribo para ti y pensando en ti.





Como se sabe, las enfermeras portuguesas están en una "lucha" exigiendo una nueva carrera de enfermería especial. Estas reivindicaciones son ajustadas y ajustadas por lo que somos, hacemos y sostenemos en el Servicio Nacional de Salud.





Sabemos con certeza que desde 2017, esencialmente, ya hicimos muchas huelgas, manifestaciones, "Revolución de los Blancos Blancos", vigilias, e incluso "Greves Quirúrgicas 1 y 2".

Sabrás también que muchos de tus futuros compañeros no progresan desde hace 15 años. No tiene salarios actualizados, están agotados, sufren burnout, y recientemente han sido insultados de muchas cosas, tanto por gobernantes y políticos, pero también por aquellos a quienes dedicamos todo el tiempo de nuestra profesión, muchas veces ejerciendo la función de abogado del enfermo.

Sabrás con certeza, porque ya has estado, que estos mismos enfermeros que son espoliados, insultados y irrespetados, son los mismos que dedican muchas horas a orientarte en las etapas, en nuestros servicios, a enseñarte. Son los mismos que te enseñan a ser enfermero, además de lo que tu escuela o universidad te enseña. Esos mismos, tus futuros compañeros, que probablemente ayudaron a tu madre a que nacieras y por ventura, estuvieron a la cabecera de la cama, día y noche, tratando y cuidando de algún familiar tuyo, o incluso ayudando a que partiera para el camino del largo viaje con el máximo confort y serenidad.

Ya has comprobado que estos futuros colegas a menudo no tienen tiempo para comer, porque tienen enfermos para posicionarse, porque tienen que crear condiciones de confort y administración de medicación para aliviar los dolores, el malestar y hasta oír las angustias y confesiones desesperación, en momentos de expresión de la mayor confianza y complicidad. Y cuántas veces, por las unidades de cuidados primarios, se hacen innumerables kilómetros para admitir a un enfermo, en su domicilio para la "red de cuidados continuados", para administrar una medicación, para cambiar un apósito, cambiar una algalia que obstruyó. Todo servicio y cuidados de enfermería con calidad, dedicación y competencia.

Después de lo que dije, hoy escribo para ti. Te escribo de cierta manera, desilusionado, porque no te vi en los momentos de lucha, en la calle, en las manifestaciones, en las vigilias. No vi una masiva presencia de todos vosotros, que mañana sois enfermeros!

Porque esta lucha que encetamos es en parte para dar respuesta, en el presente, a nuestras necesidades y reivindicaciones, pero mucho de lo que reivindicamos es en cierta forma y en gran parte, para el futuro de la clase, para ti / para vosotros alumnos del curso de enfermería.





Dicho esto, me permite que te deje un desafío: el día 8 de marzo vamos a hacer una "Marcha Blanca por la Enfermería" en Lisboa. Muchos de vosotros, alumnos del curso de enfermería, sois mujeres, todos vosotros son hijos de hermosa y bellas madres. Todos queremos homenajear a la mujer. Es hora de unirte a los enfermeros. ¡Piensa en eso! Tu futuro pasa por esta hermosa profesión. No desperdicies la oportunidad de poder vivir esta experiencia y ser un rostro de esta "Marcha Blanca por la Enfermería".

¡Piensa siempre que, juntos somos más fuertes!

Enfermero especialista en salud comunitaria

Nacho Vega

Nacho Vega. Nací en Cuba pero resido en España desde muy pequeñito. Tras cursar estudios de Historia en la Universidad Complutense de Madrid, muy pronto me interesé por el periodismo y la información digital, campos a los que me he dedicado íntegramente durante los últimos 7 años. Encargado de información política y de sociedad. Colaborador habitual en cobertura de noticias internacionales y de sucesos de actualidad. Soy un apasionado incansable de la naturaleza y la cultura. Perfil en Facebook: https://www.facebook.com/nacho.vega.nacho Email de contacto: nacho.vega@noticiasrtv.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *