El presidente de Estados Unidos, Barack Obama,



Por primera vez, una mujer negra y supuestamente homosexual fue elegida alcalde de Chicago, la tercera ciudad más grande de Estados Unidos y una de las más violentas del país. La ex promotora federal demócrata, Lori Lightfoot, ganó con el 74% de los votos, la adversaria del mismo partido Toni Preckwinckle, que recibió el 26% de los votos.

Independientemente de quién vencería la elección para el ayuntamiento de Chicago, que se celebró este martes (2), esa persona haría historia como primera prefectura negra de la ciudad. Lightfoot, de 56 años, es la segunda mujer en conquistar el ayuntamiento de la "ciudad de los vientos", como Chicago es conocida, después de Jane Byrne, que ocupó el cargo de 1979 a 1983.

La antigua fiscal federal fue nominada para importantes cargos de supervisión de la policía durante el gobierno del actual alcalde, Rahm Emanuel, que ocupó posiciones de liderazgo en los gobiernos de Bill Clinton y Barak Obama, a pesar de su temperamento explosivo.



Lightfoot era la favorita del actual prefecto e insider de la política de Chicago, que es dominada por el Partido Demócrata, pero no tiene experiencia política y trae nuevos aires a la ciudad. Además de ser la primera prefecta negra de la tercera mayor ciudad americana, la promotora es lesbiana y casada con una mujer -la pareja tiene una hija de 10 años.

A diferencia de Preckwinkle, que presentó una plataforma más progresista, ligada a sindicatos y con críticas duras a la supuesta actuación con el sesgo de la policía, la nueva alcaldesa promete ser conciliadora y representar blancos, negros, latinos, además de mantener una relación cercana y no confrontador con el departamento de policía.

En general, sin embargo, las dos candidatas presentaron plataformas bastante similares con foco en educación y seguridad, dos áreas que serían mejoradas principalmente por medio de inversiones en las regiones más necesitadas de la ciudad.

El escándalo del actor Jussie Smollett pesó en la elección

Lightfoot también dice que va por fin a la corrupción presente en la administración del municipio, algo que en el momento es foco de una investigación. Uno de los factores que contribuyó con la amplia victoria de la fiscal sobre su rival fue que gran parte de la población y el departamento de policía de la ciudad se rebelaron con el escándalo protagonizado por el actor negro y gay Jussie Smollett de la serie de televisión Empire.

Smollett fue acusado de haber escenificado un crimen de odio al pagar a dos nigerianos para fingir que lo atacaban y, después de eso, decir que había sido agredido por blancos, racistas y homofóbicos que apoyaban a Donald Trump. Misteriosamente, el actor logró que todas sus 16 acusaciones fueran eliminadas, gracias a la probable ayuda de la procuradora del estado, Kim Foxx.

Preckwinkle fue una de las impulsoras de la carrera política de la fiscal. El supuesto ataque que involucró a Smollett en enero, movilizó una gran fuerza policial y causó aún más tensión en las relaciones entre los blancos y los negros de Chicago. El caso acabó ayudando a Lightfoot y su promesa de combatir la corrupción.

retos

La nueva alcaldesa no tendrá descanso si quiere resolver los problemas de la ciudad de casi tres millones de habitantes. Chicago es campeón en homicidios en Estados Unidos, con cerca de 540 asesinatos al año, y es una de las ciudades estadounidenses con mayor disparidad económica y social entre los grupos raciales.

Blancos, negros y latinos tienen prácticamente la misma representación demográfica en la ciudad. Cada uno de estos grupos representa cerca del 30% de la población, pero los negros y los latinos todavía viven como minorías en Chicago, pues no cuentan con las mismas perspectivas socioeconómicas de los blancos.

Apaciguamiento de la tensión racial en Chicago es prioridad para 2020

Hay una cierta esperanza de que la alcaldesa promueva una nueva alianza entre los negros y los latinos de la ciudad, como ocurrió en la década de 1980. La Coalición del Arco Iris, como era conocida la asociación entre negros y latinos, tuvo un papel fundamental en la elección del primer alcalde negro de Chicago, Harold Washington, en 1983.

Sin embargo, la nueva alcaldesa se enfrentará a desafíos que no existieron hace 30 años, como problemas de infraestructura, falta de recursos en las escuelas públicas, necesidad de reforma de la policía y recortes de presupuesto, además de tener que seguir satisfaciendo a las poblaciones de mayoría blanca que ocupan las partes de la ciudad que muy prosperaron durante los dos mandatos de Emanuel.

Para los demócratas sería ventajoso que Lightfoot de esa prioridad a la promoción de ese tipo de alianza en Chicago, sirviendo así como un modelo a ser aplicado a nivel nacional, pues están apostando por una fuerte unión entre negros y latinos para derrotar a Donald Trump en la disputa por la Casa Blanca en 2020.


Nacho Vega

Nacho Vega. Nací en Cuba pero resido en España desde muy pequeñito. Tras cursar estudios de Historia en la Universidad Complutense de Madrid, muy pronto me interesé por el periodismo y la información digital, campos a los que me he dedicado íntegramente durante los últimos 7 años. Encargado de información política y de sociedad. Colaborador habitual en cobertura de noticias internacionales y de sucesos de actualidad. Soy un apasionado incansable de la naturaleza y la cultura. Perfil en Facebookhttps://www.facebook.com/nacho.vega.nacho Email de contacto: nacho.vega@noticiasrtv.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *