El deshielo del √Ārtico afecta al 40% de los edificios y amenaza a las ciudades del norte de Rusia





El derretimiento de los glaciares y los casquetes polares puede ser el efecto m√°s conocido del calentamiento global, pero este cambio clim√°tico ha tra√≠do un dolor de cabeza adicional a los pa√≠ses alrededor del C√≠rculo Polar √Ārtico, la regi√≥n donde las temperaturas aumentan m√°s en el planeta.





¬ęEstimamos que m√°s del 40% de los cimientos de edificios y estructuras en la zona de permafrost muestran signos de deformaci√≥n¬Ľ debido al derretimiento del suelo, dijo, v√≠a correo electr√≥nico, el asesor de Alexandre Kozlov, ministro de Recursos Naturales de Rusia.

Como se trata de Rusia, se necesita una aclaraci√≥n de escala. El permafrost, o el suelo congelado a temperaturas iguales o inferiores a cero grados durante m√°s de dos a√Īos seguidos, ocupa quiz√°s el 60% del pa√≠s m√°s grande del mundo. Durante siglos de ocupaci√≥n, por los pueblos originarios y luego por la expansi√≥n imperial, las ciudades, caminos y actividades econ√≥micas se basaron en la estabilidad del suelo helado y su fauna y flora.

La preocupaci√≥n del ministerio, citando un estudio presentado a finales de mayo por la Academia de Ciencias de Rusia, es principalmente con el llamado permafrost continuo, en el que la capa congelada, que incluye cu√Īas de hielo gigantes, no se rompe y puede alcanzar 1,5 km de profundidad.

En √©l vive la mayor√≠a de los aproximadamente 2,5 millones de habitantes del √Ārtico ruso, la mitad del total de habitantes de esa zona; el resto se concentra en Alaska, el norte de Canad√°, Groenlandia, Islandia y partes de otros pa√≠ses n√≥rdicos.

Yakutsk, conocida como la ciudad m√°s fr√≠a del mundo con 300.000 habitantes, es candidata a simplemente desaparecer en un charco de barro. Es un proceso que se estima en 30 a√Īos, que se mantendr√° al ritmo actual del intento de controlar las emisiones de gases de efecto invernadero.

Otras √°reas, como la ¬ęcapital del √Ārtico¬Ľ, Murmansk (300.000 habitantes), se encuentran en √°reas discontinuas o permafrost espor√°dico, lo que dificulta la evaluaci√≥n del impacto porque el deshielo depende de otras caracter√≠sticas geol√≥gicas.





Y no solo est√° ah√≠. El Centro Internacional Nordregio de Estudios N√≥rdicos, con sede en Estocolmo, public√≥ en enero su primer trabajo estimando la distribuci√≥n geogr√°fica de los 4,9 millones de habitantes de la denominada Regi√≥n Circumpolar del Permafrost √Ārtico.

Seg√ļn el estudio, la cantidad de residentes en el √°rea que viven en permafrost caer√° de 4.9 millones a 1.7 millones en 2050. Usando los modelos actuales, el pron√≥stico es que 534 de las 1.162 ciudades, pueblos y aldeas de la regi√≥n ya no ser√°n sobre suelo helado, con distintos grados de impacto.

De los que sobreviven, dicen los seis autores liderados por la geóloga francesa Justine Ramage, el 42% estará en lugares considerados de alto riesgo. La gran mayoría se encuentra en Rusia, pero existen grandes riesgos para varias partes de Alaska y la ciudad de Yellowknife, en el norte de Canadá.

Seg√ļn la Divisi√≥n de Estudios Geol√≥gicos y Geof√≠sicos de Alaska, el 85% del estado de EE. UU. Se encuentra bajo un permafrost continuo, lo que tambi√©n da lugar a peligros naturales a gran escala. Incluso hay una palabra en el idioma Yu’pik local, ¬ęusteq¬Ľ, que significa ¬ęla cueva de la superficie¬Ľ, que significa colapso catastr√≥fico del suelo.

¬ęNuestra principal tarea es prevenir las consecuencias. Para ello, estamos desarrollando un sistema para monitorear la degradaci√≥n del permafrost¬Ľ, dijo el ministerio ruso, y dijo que la primera fase del programa estar√° lista en 2024, y la segunda, m√°s amplia, en 2035.

El hecho es que queda poco por hacer. En un evento en mayo, Kozlov estimó que las reconstrucciones y reubicaciones de la población podrían costar al país hasta 5 billones de rublos (alrededor de R $ 350 mil millones) para 2050.

Para complicar las cosas, gran parte del √Ārtico es una fuente de hidrocarburos, m√°s o menos limpios, pero siguen siendo combustibles f√≥siles. La dependencia de la econom√≠a rusa del petr√≥leo y el gas, que domina su industria de exportaci√≥n, ha llevado a m√°s exploraci√≥n, intensificando la disputa militar y geopol√≠tica con otras potencias.

Parad√≥jicamente, el derretimiento del permafrost tambi√©n es perjudicial para la industria. Seg√ļn un an√°lisis de Sberbank, el 30% de las p√©rdidas de petr√≥leo y gas en accidentes en la regi√≥n son causadas por el colapso del suelo.

No es la √ļnica contradicci√≥n. Rusos, canadienses y, sobre todo, chinos han estado celebrando la apertura de rutas √°rticas casi todo el a√Īo; para Beijing, exportar a trav√©s del Polo Norte evitar√≠a la dependencia de las rutas amenazadas a trav√©s del Mar de China Meridional y otras √°reas en disputa, como Rusia √Ārtico Shores es un aliado. Alaska vio un dilema similar bajo Donald Trump, cuando el entonces presidente liber√≥ la exploraci√≥n en la regi√≥n en 2017. En junio, Joe Biden suspendi√≥ la decisi√≥n, pero enfrenta presi√≥n para mantener el apoyo en el Senado y es posible que tenga que encontrar una salida al consenso. .

Estas son preguntas que agregan dramatismo a la larga lista de impactos del cambio clim√°tico. El propio permafrost ya estaba llamando la atenci√≥n sobre el riesgo que el deshielo causaba a la din√°mica del calentamiento en s√≠. Como contiene miles de a√Īos de materia org√°nica congelada, cuando el suelo se derrite, libera di√≥xido de carbono y metano, los villanos habituales de atrapar el calor en la atm√≥sfera. Seg√ļn Nordregio, hay el doble de carbono atrapado en el permafrost que en el aire.

Esta bomba de carbono, como la han llamado los científicos durante una década, todavía trae una cereza para los amantes de las tramas apocalípticas: la aparición de virus y bacterias latentes.

A lo largo de los siglos, las capas superficiales del permafrost siempre se han derretido, dando vida a la llamada banda activa de suelo, donde nacen las plantas, por ejemplo. Pero los más profundos son un verdadero congelador de enfermedades. En 2016, en la península de exploración de gas de Iamal, un brote de ántrax llamó la atención. Un cadáver de reno que ha estado muerto durante décadas por la bacteria que causa la enfermedad, que ganó fama en sobres enviados con polvo blanco a los políticos estadounidenses a raíz del 11 de septiembre, se ha descongelado.

Unos 2.000 renos se infectaron y un ni√Īo de 12 a√Īos muri√≥, lo que gener√≥ alarma entre los cient√≠ficos, ya acostumbrados a los ocasionales mamuts o rinocerontes de la Edad de Hielo que brotaban del suelo.

Sin embargo, hasta ahora, este cap√≠tulo no se ha cimentado en la ficci√≥n: la serie infantil ¬ęSweet Tooth¬Ľ, disponible en Netflix, relata un apocalipsis aparentemente surgido de muestras de hielo permafrost con alguna bestia insondable. Ficci√≥n en t√©rminos. En junio, los cient√≠ficos rusos llegaron a los titulares al resucitar microorganismos que hab√≠an estado congelados durante 24.000 a√Īos en Siberia, candidatos al desalojo que sugiere el deshielo del √Ārtico.

En esta melod√≠a, mitad ¬ęEl d√≠a despu√©s de ma√Īana¬Ľ, mitad pel√≠cula de zombies, el problema est√° tomando forma en la vida real. Para Nordregio, la acci√≥n es necesaria, ya que ¬ę3,3 millones de personas viven en asentamientos donde el permafrost desaparecer√° en 2050¬Ľ.

Nacho Vega

Nacho Vega. Nac√≠ en Cuba pero resido en Espa√Īa desde muy peque√Īito. Tras cursar estudios de Historia en la Universidad Complutense de Madrid, muy pronto me interes√© por el periodismo y la informaci√≥n digital, campos a los que me he dedicado √≠ntegramente durante los √ļltimos 7 a√Īos. Encargado de informaci√≥n pol√≠tica y de sociedad. Colaborador habitual en cobertura de noticias internacionales y de sucesos de actualidad. Soy un apasionado incansable de la naturaleza y la cultura. Perfil en Facebook:¬†https://www.facebook.com/nacho.vega.nacho Email de contacto: nacho.vega@noticiasrtv.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *