El desfile de Cadillacs y el teléfono de Clinton: el funeral de Aretha Franklin tras una semana de homenajes





Hubo personalidades de la iglesia y de los derechos civiles. De la magistratura y del cine. De la m√ļsica, claro, y del deporte. Republicanos y dem√≥cratas. Blancos y negros. Es dif√≠cil imaginar a alguien -o algo- que logre reunir, al mismo tiempo y en el mismo espacio, personas tan diferentes y de un espect√°culo tan amplio. Aretha Franklin lo hizo. El funeral de la cantante ha tenido lugar este viernes en Gran Grace Temple en Detroit, comenz√≥ 40 minutos tarde, a las 10:40 locales (m√°s de cinco horas en Portugal continental), y dur√≥ mucho m√°s que las cinco horas inicialmente previstas. No falt√≥ quien quisiera rendir un √ļltimo tributo a la reina del soul, poniendo as√≠ un punto final en una larga semana de duelo y celebraci√≥n.





Fue el caso del antiguo presidente estadounidense Bill Clinton y de la mujer Hillary, de los pastores y líderes de los derechos civiles Al Sharpton y Jesse Jackson, de la actriz Cicely Tyson, del editor Clive Davis, del antiguo procurador general Eric Holder y también del " alcalde de Detroit, Mike Duggan, que aprovechó para anunciar que su nombre Chene Park, un lugar de conciertos de la zona, va a cambiar de nombre a Aretha Franklin Park.

De fuera se quedaron los populares, que pudieron acompa√Īar todo en pantallas gigantes colocadas en el exterior del recinto oa trav√©s de las transmisiones en derecho en la televisi√≥n norteamericana y en Internet. En la ceremonia falt√≥ la voz de Aretha, pero no falt√≥ quien la cantara. Desde Ariana Grande, que interpret√≥ (You Make Me Feel Like) La Mujer natural, Jennifer Hudson, que cant√≥ Amazing Grace, pasando por Chaka Khan, que dio voz a la voz I'm Going Up Yonder.

A√ļn antes del funeral, otro momento ic√≥nico: m√°s de 100 cadillacs rosados ‚Äč‚Äčdesfilaron por las calles, escoltando el cuerpo de la cantante (que lleg√≥ en un ata√ļd dorado). El homenaje fue inspirado en un pasaje de la m√ļsica Freeway of Love: "We goin 'ridin' sobre la autopista del amor en mi rosa Cadillac" (Vamos caminando en la autopista del amor en mi Cadillac rosado).

Bill Clinton fue uno de los que subió al estrado para hablar de la amiga Aretha. A cierta altura, cogió en el móvil, lo apoyó al micrófono con el que hablaba a los presentes y dejó tocar la canción "Think", lanzada en 1968 Рy en la que la artista hablaba de libertad. Aquella le pareció el mejor homenaje a la que consideró ser "la voz de una generación, tal vez la voz de un siglo".

Clintou record√≥ un tiempo en que a√ļn no era Presidente y en que la mujer Hillary todav√≠a no era primera dama, pero en que eran los dos groupies de Aretha Franklin – y que segu√≠an de cerca la carrera de la cantante. "Ella nos junt√≥ todos aqu√≠. No s√≥lo por el talento incre√≠ble que ten√≠a, sino porque vivi√≥ con valent√≠a. No sin miedos, sino super√°ndolos. Vive con fe, no sin fallas, pero super√°ndolas. "Vive con poder, no sin debilidades, sino super√°ndolas", dijo, para despu√©s sintetizar todo en la frase que juntaba tanta gente en la misma sala. "Yo simplemente la amaba".





El antiguo Presidente habl√≥ sobre los valores que juzga haber regido la carrera de Aretha. "Ella se preocupaba de las personas que sufren (…). Ella se preocupaba de las personas que estaban decepcionadas. "Ella se preocupaba de las personas que no hab√≠an tenido el mismo √©xito que ella", consider√≥.

De un antiguo Presidente a otro, George W. Bush no estuvo presente en la ceremonia, pero no dej√≥ de enviar un mensaje, en el que subray√≥ la contribuci√≥n de la cantante a "moldear el patrimonio art√≠stico y cultural" de la naci√≥n y record√≥ el momento en que le atribuy√≥ la Medalla Presidencial de la Libertad en 2005. "Estoy orgulloso de haber conocido a Aretha y estoy agradecido por el hecho de que su m√ļsica seguir√° trayendo alegr√≠a a millones de generaciones futuras ", dijo.

Lea en su totalidad la carta de George W.Bush:

A la familia de Aretha L.Frankin,

Laura y yo estamos profundamente tristes por la p√©rdida de la reina del soul, Aretha Franklin. Nuestros corazones duermen por ustedes y nuestras oraciones est√°n con vosotros. Aretha fue una mujer de √©xitos con un car√°cter profundo y un coraz√≥n amoroso. Ella hizo grandes y duraderas contribuciones a la m√ļsica americana con su estilo gospel y voz distinta.

Su talento notable ayud√≥ a moldear el patrimonio art√≠stico y cultural de nuestra naci√≥n y en 2005 tuve el privilegio de homenajearla con el mayor premio civil de nuestro pa√≠s, la Medalla Presidencial de la Libertad. Me siento orgulloso de haber conocido a Aretha y estoy agradecido por el hecho de que su m√ļsica seguir√° trayendo alegr√≠a a millones de generaciones futuras. Mientras recuerda y homenajea la vida de Aretha, que el Todopoderoso lo conforta en su dolor y lo sostiene durante esta altura dif√≠cil. Laura y yo enviamos nuestras profundas condolencias.

Que Dios os bendiga,

George W. Bush

Tal como Bush, Barack Obama no pudo estar presente en la ceremonia f√ļnebre pero dej√≥ un mensaje. "El trabajo de Aretha reflejaba lo mejor de la historia americana en toda su esperanza y coraz√≥n, coraje y belleza inconfundible ", dijo. El ex presidente subray√≥ adem√°s la capacidad de la artista de inspirar "a los vulnerables, a los oprimidos ya todos los que s√≥lo necesitaban un poco de amor".

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama,

Queridos amigos y familiares de Aretha,

A Michelle y yo enviamos nuestras sinceras condolencias a todos los que se reunieron en Detroit y nos juntamos a ustedes para recordar y celebrar la vida de la reina del soul.

Desde temprana edad, Aretha Franklin ha encantado al mundo de cualquier persona que haya tenido el placer de o√≠r su voz. Ya sea por reunir a las personas a trav√©s de mezclas emocionantes de g√©neros o promover causas importantes utilizando su poder de la m√ļsica, el trabajo de Aretha reflejaba lo mejor de la historia americana. En toda su esperanza y coraz√≥n, coraje y belleza inconfundible. En el ejemplo que ella dio como artista y como ciudadana, Aretha incorpor√≥ las virtudes m√°s reverentes de perd√≥n y reconciliaci√≥n.

Su m√ļsica capt√≥ algunos de nuestros deseos humanos m√°s profundos, especialmente el afecto y el respeto y, a trav√©s de su voz, su propia voz, Aretha levant√≥ millones, capacitando a inspirar a los vulnerables, los oprimido y todos los que s√≥lo necesitaban un poco de amor. Aretha era verdaderamente √ļnica y, al prestar este homenaje, sepan que estaremos rezando por ustedes y pensando en todos los seres queridos de Aretha en los pr√≥ximos d√≠as y semanas.

La nieta de la cantante, Victorie Franklin, protagoniz√≥ uno de los discursos emocionados del d√≠a, recordando c√≥mo fue creciendo teniendo como abuela una cantante de dimensi√≥n mundial. "Me acuerdo de ser ni√Īo y la gente me pregunta c√≥mo era ser nieta de Aretha Franklin. Yo siempre encog√≠a los hombros y dec√≠a que no sab√≠a. Era simplemente mi abuela.

"Ir a ver sus conciertos y verla cantar era la mejor sensaci√≥n en el mundo. Nada suena mejor a mis o√≠dos que a mi abuela a cantar. La voz de ella nos hac√≠a sentir cosas. Se siente cada palabra, cada nota, cada emoci√≥n. La voz de ella tra√≠a paz", A√Īadi√≥ la nieta.

Netos e hijos de Aretha Franklin se abrazan al final de las intervenciones. (Scott Olson / Getty Images)

También Jordan Franklin, nieto de Aretha, quiso dejar un agradecimiento emocionado. "Sé en mi corazón que ahora estás feliz y eso es lo que me importa. No hay palabras suficientes para expresar lo que significan para mí, abuela. Gracias por amarme, gracias por creer en mí como creías y gracias por poros a la familia en primer lugar ".

El jugador de NBA Isaiah Thomas -que represent√≥ a los Detoit Pistons, club de la tierra donde viv√≠a y vivi√≥, vivi√≥ y muri√≥ – subi√≥ al escenario para recordar algunos momentos con la amiga de larga data. El baloncesto no olvida la forma en que la cantante lo recibi√≥ en Detroit "con los brazos abiertos", como le ense√Ī√≥ a lidiar con la fama, a pagar sus cuentas y, sobre todo, a la compa√Ī√≠a que le hizo a su madre.

Jugador de la NBA Isaiah Thomas recordó la amistad de Aretha Franklin con su madre. (Scott Olson / Getty Images)

"Tener a mi madre sentada al lado de la Aretha, en el estadio, era un momento tan poderoso e inspirador para m√≠", dijo, a√Īadiendo que cuando miraba a las dos, desde el campo, y "se preguntaba si sab√≠an cu√°ntas noches y cu√°ntas l√°grimas derram√≥ a escuchar la m√ļsica de Aretha.

Era en la cocina que o√≠a a su madre tragar las letras de las canciones de reina del soul, incluso antes de conocerla personalmente. "La m√ļsica I Say a Little Prayer para usted significaba mucho para nosotros ".

Nacho Vega

Nacho Vega. Nac√≠ en Cuba pero resido en Espa√Īa desde muy peque√Īito. Tras cursar estudios de Historia en la Universidad Complutense de Madrid, muy pronto me interes√© por el periodismo y la informaci√≥n digital, campos a los que me he dedicado √≠ntegramente durante los √ļltimos 7 a√Īos. Encargado de informaci√≥n pol√≠tica y de sociedad. Colaborador habitual en cobertura de noticias internacionales y de sucesos de actualidad. Soy un apasionado incansable de la naturaleza y la cultura. Perfil en Facebook:¬†https://www.facebook.com/nacho.vega.nacho Email de contacto: nacho.vega@noticiasrtv.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *