Descubra qu茅 es un comprador compulsivo, y si lo es,





Cada vez que un prestamista llama a su puerta o llama a su casa, la periodista de 25 a帽os Becky Bloom le pide a su mejor amiga Suze que busque alguna excusa. Para algunos, ella dice que Becky se rompi贸 la pierna. Para otros, entr贸 en depresi贸n. Otra justificaci贸n recurrente es: "viaj贸 a Finlandia". En un momento, Suze incluso dice que la t铆a de Becky muri贸 en un … 隆paraca铆das! Ser铆a gracioso si no fuera tr谩gico.

Becky sufre de oneomania, trastorno de consumo compulsivopero lleva tiempo admitirlo. Del origen griego, la palabra "oneomania" est谩 formada por la uni贸n de otros dos: uno (o), que significa compra, y mania, que puede traducirse como compulsi贸n. En el Diccionario Houaiss, se describe como un impulso exagerado para comprar cosas que no necesita.

Pero hasta que busc贸 ayuda y se deshizo de la adicci贸n, la periodista rompi贸 el l铆mite de 12 tarjetas de cr茅dito y adeud贸 $ 16.2 mil en el cuadrado, el equivalente a 66.5 mil reales. Su falta de control es tan grave que, en una tienda de segunda mano, 隆incluso intercambi贸 sopapos con otra mujer por un par de botas con un 50% de descuento! 鈥淐uando compro, el mundo mejora. Pero poco despu茅s, deja de serlo. Entonces necesito comprar de nuevo 鈥, confiesa.

Excepto que Becky Bloom no existe. Es mejor decir que solo existe en la serie de libros. Delirios de consumo de Becky Bloom (haga clic aqu铆 para comprar, pero no puede ser impulsivo, 驴eh?!) Escrito por la inglesa Sophie Kinsella, el trabajo fue adaptado para el cine en 2009. Pero si Becky Bloom no es m谩s que ficci贸n, la adicci贸n a las compras es muy real. Y tiende a empeorar en esta 茅poca del a帽o, entre las grandiosas promociones del Black Friday y las imperdibles ventas navide帽as.

"No todos los que compran mucho son compradores compulsivos", dice la psic贸loga Fernanda Barcellos Serralta, doctora en psiquiatr铆a de la Universidad Federal de Rio Grande do Sul y profesora del Programa de Posgrado en Psicolog铆a de la Universidad de Vale do Rio dos Sinos. 鈥淓l comprador compulsivo no compra por placer, sino por necesidad psicol贸gica. 脡l solo quiere llenar un vac铆o dejado por la ansiedad o la depresi贸n ", explica.





Rehenes de tarjeta de cr茅dito

Oneomania est谩 clasificada por la Organizaci贸n Mundial de la Salud (OMS) como un trastorno de control de impulsos y, seg煤n estimaciones internacionales, afecta al 8% de la poblaci贸n. Un estudio de la Universidad de Stanford, en los Estados Unidos, revela, despu茅s del an谩lisis de 2.500 estadounidenses, que la compulsi贸n por comprar ya alcanza casi el mismo n煤mero de hombres (5,5%) y mujeres (6%). La diferencia es que si bien gastan su salario en ropa, bolsos y zapatos, se endeudan con tel茅fonos inteligentes, autom贸viles y motocicletas.

Identificar un comprador compulsivo no es una bestia de siete cabezas. De acuerdo con el Manual Diagn贸stico y Estad铆stico de los Trastornos Mentales (DSM-5), algunos criterios son: comprar m谩s de lo que puede pagar, comprar art铆culos innecesarios o in煤tiles: 隆hay personas que, cuando llegan a casa, ni siquiera sacan los productos de su embalaje! – e intentar reducir el volumen de compras, pero fallar.

鈥淚r de compras es placentero. Pero puede convertirse en una adicci贸n. Y, para empeorar las cosas, el adicto a las compras tiene dificultades para reconocer que ha cruzado la l铆nea ", advierte la psiquiatra Ana Beatriz Barbosa Silva, autora del libro. Mentes del consumidor: del consumismo a la compulsi贸n por las compras.

Algunos comparan la compulsi贸n de comprar con el uso de drogas. Tiene sentido. Despu茅s de todo, una adicci贸n es conductual y la otra qu铆mica. Desde esta premisa, la tarjeta de cr茅dito y el sobregiro ser铆an tan peligrosos, mantenidos en la debida proporci贸n, como el alcohol y la coca铆na.

"Los estudios con neuroimagen refuerzan esta percepci贸n", dice la psiquiatra Cristiana Nicoli de Mattos del Programa para Compradores Compulsivos de la Cl铆nica Ambulatoria para Trastornos de Impulso Integrado (Pr贸-Amiti), Instituto de Psiquiatr铆a, Hospital das Cl铆nicas de S茫o Paulo. "Cuando se expone a las im谩genes de los objetos que se comprar谩n, el cerebro de los compradores compulsivos tiene una activaci贸n similar a la de los adictos cuando se expone a las im谩genes de su droga favorita", revela.

Terapia de cabeza y pico

En la pel铆cula inspirada en la serie de libros, Becky Bloom logra superar su compulsi贸n con la ayuda de un grupo similar a Deudores An贸nimos. Los miembros organizan un bazar para vender todo lo que hab铆an comprado por impulso. Al final, el monto acumulado fue revertido para pagar sus deudas.

En Brasil, Pro-Amiti ha ofrecido, desde 2004, varios tipos de tratamiento, como atenci贸n m茅dica, que puede recetar medicamentos para los casos m谩s graves; seguimiento psicoterap茅utico, que puede ser individual o grupal; y terapia familiar, cuyo objetivo es intercambiar experiencias e informaci贸n. En el caso de los adictos a las compras, la participaci贸n de amigos y familiares es crucial, tanto en el diagn贸stico como en el tratamiento.

Adem谩s de la angustia psicol贸gica, la compulsi贸n por comprar genera p茅rdidas financieras. Al usar la tarjeta de cr茅dito o ingresar el sobregiro, el sujeto termina obteniendo deudas y m谩s deudas, y ensuciando el nombre. Para pagar lo que debe, pide prestado del banco o presta dinero de prestamistas. Es el cl谩sico agujero sin fondo.

鈥淟a mayor铆a de las veces, la familia ni siquiera sospecha que tienen un comprador compulsivo en casa. A menudo esconden lo que compran en los armarios para que cualquiera lo vea o regale. Cuando la familia se entera, siempre es un shock: los matrimonios se rompen, los padres y los ni帽os dejan de hablar, y as铆 sucesivamente 鈥, dice Cristiana.

Pero, 驴qu茅 hacer para no sucumbir a las tentaciones (o compulsiones) de Navidad y entrar en 2020 con el saldo tan rojo como la ropa de Santa? La psic贸loga Tatiana Zambrano Filomensky, coordinadora del Programa Comprador Compulsivo Pro-Amiti, da algunos consejos. Lo primero es preguntarte a ti mismo: 驴Cu谩nto puedo gastar esta Navidad y c贸mo voy a pagar?

鈥淒efinir la cantidad que tiene que gastar en regalos es fundamental. Hacer una lista de todos los art铆culos e investigar precios antes de comprarlos tambi茅n 鈥, recomienda. Finalmente, cuando vaya al centro comercial, intente dejar su tarjeta de cr茅dito en casa. "Comprar con dinero f铆sico lo ayudar谩 a controlar mejor sus gastos", dice Tatiana.

Prueba: 驴Eres un adicto a las compras?

El equipo de Pro-Amiti tiene una prueba que ayuda a identificar qui茅n puede sufrir el consumo compulsivo de alcohol. Si responde S脥 a al menos cinco de las nueve preguntas siguientes, es posible que desee buscar un profesional. 驴Vamos all谩?

1. 驴Tiene preocupaciones de compras excesivas?
2. 驴A menudo pierde el control y compra m谩s de lo que deber铆a o podr铆a?
3. 驴Ha notado un aumento progresivo en el volumen de compras y sus gastos?
4. 驴Has intentado y no has logrado reducir o controlar las compras?
5. 驴Compras como una forma de aliviar la angustia, la tristeza u otra emoci贸n negativa?
6. 驴Te importar铆a ocultar tu fuga y las cantidades que gastaste en compras?
7. 驴Est谩 o ha sufrido p茅rdidas sociales, profesionales o familiares debido a compras?
8. 驴Los problemas financieros causados 鈥嬧媝or las compras?
9. 驴Alguna vez ha estado involucrado en robo, falsificaci贸n, cheques sin fondos u otros actos ilegales para comprar o pagar deudas?


Ana Gomez

Ana G贸mez. Naci贸 en Asturias pero vive en Madrid desde hace ya varios a帽os. Me gusta de todo lo relacionado con los negocios, la empresa y los especialmente los deportes, estando especializada en deporte femenino y polideportivo. Tambi茅n me considero una Geek, amante de la tecnolog铆a los gadgets. Ana es la reportera encargada de cubrir competiciones deportivas de distinta naturaleza puesto que se trata de una editora con gran experiencia tanto en medios deportivos como en diarios generalistas online. Mi Perfil en Facebook:聽https://www.facebook.com/ana.gomez.029   Email de contacto: ana.gomez@noticiasrtv.com

Deja una respuesta

Tu direcci贸n de correo electr贸nico no ser谩 publicada. Los campos obligatorios est谩n marcados con *