¿Deben los niños y adultos con sarampión tomar vitamina A?





El Ministerio de Salud ha anunciado el envío de cápsulas de vitamina A a los estados que enfrentan brotes de sarampión. Según el boletín oficial, están destinados a bebés menores de 6 meses sospechosos de la enfermedad.

La medida sorprendió a muchos brasileños que desconocían el uso de suplementos de este nutriente en el tratamiento del sarampión. Pero los médicos consideran que la recomendación es positiva.

“La deficiencia de vitamina A es un factor de riesgo para hospitalizaciones, problemas oculares y muerte por sarampión en niños. Hay muchos estudios que prueban el beneficio de la suplementación ”, explica Marco Aurélio Safadi Palazzi, presidente del Departamento Científico de Enfermedades Infecciosas de la Sociedad Brasileña de Pediatría (SBP).

Los niveles bajos de la sustancia son más comunes en las regiones pobres que se ocupan de la desnutrición infantil. Pero el sarampión también reduce la concentración de vitamina A en la sangre, es decir, un niño infectado de cualquier parte del país está sujeto a esta deficiencia. "Esta es la mayor preocupación porque la vitamina protege la piel y las membranas mucosas, dos tejidos atacados por el virus", dice Regina Célia de Menezes Succi, pediatra de la Universidad Federal de São Paulo (Unifesp).

Aunque el gobierno se ha centrado en los niños pequeños menores de 6 meses debido a los brotes de 2019, los niños mayores con sospecha de sarampión también se benefician de las píldoras de vitamina A. Según el boletín del Ministerio de Salud, hay evidencia sólida de reducción de la mortalidad con este tratamiento en niños de hasta 2 años.





En niños y niñas mayores de esta edad, la investigación es menos contundente, pero también sugiere una disminución en el riesgo de complicaciones de los suplementos.

¿Qué tiene que ver la vitamina A con el sarampión?

Se encuentra en muchos alimentos, como hojas de color verde oscuro, zanahorias, huevos y frutas. "No sabemos muy bien las razones de la relación específica con el sarampión, pero se sabe que la vitamina A tiene un papel en el sistema inmunológico, así como en el mantenimiento de la salud ocular", dice Palazzi.

Entre otras cosas, el nutriente es antiinflamatorio y participa en la fabricación de mucina, un tipo de proteína que evita que los microorganismos dañinos entren en la piel y las membranas mucosas. Es por eso que su falta, cuando es causada por el virus del sarampión, hace que estas estructuras sean vulnerables.

Historia de uso

En las décadas de 1970 y 1980, cuando Brasil enfrentaba epidemias constantes de sarampión, la desnutrición infantil era más común. No es de extrañar que el virus haya hecho más daño.

"Desde ese momento comenzamos a administrar vitamina A para prevenir complicaciones, y encontramos que esto disminuyó la mortalidad en los niños", dice Regina.

¿Cuándo tomar vitamina A contra el sarampión?

Solo en casos de sospecha de enfermedad, incluso si la confirmación por análisis de sangre aún no está disponible. Las dosis se consideran seguras e incluso son parte de la rutina del Sistema Unificado de Salud (SUS) donde la desnutrición es una realidad.

Para un uso específico contra el sarampión, los estados de brote ofrecen cápsulas de 50,000 UI para bebés menores de 6 meses. Sin embargo, la cantidad a ingerir varía con la edad.

Según el informe del ministerio, en niños de 6 meses a 1 año, la concentración aumenta a 100,000 UI. Por encima de este grupo de edad, la guía es administrar 200,000 UI.

La aplicación implica dos dosis. Uno en el momento en que surge la sospecha y el otro al día siguiente.

Advertencia: los expertos aún no saben si los adultos infectados se beneficiarían de la suplementación. Los médicos escuchados por HEALTH especulan que el efecto positivo puede ser el mismo, pero señalan que todavía no hay evidencia concreta.

Además del uso de vitamina A en niños, no existe un tratamiento específico para el sarampión. Lo mejor es prevenir.

¿Puedo tomar vitamina A para prevenir el sarampión?

No hay evidencia de que tomar tabletas de nutrientes prevenga la enfermedad. Esto se debe a que su deficiencia no es común en las regiones más afectadas por el sarampión, y sus fuentes de alimentos se consumen ampliamente en la mayor parte del país.

"Lo único que realmente reduce el riesgo de infección es la vacuna", enfatiza Regina.

Ana Gomez

Ana Gómez. Nació en Asturias pero vive en Madrid desde hace ya varios años. Me gusta de todo lo relacionado con los negocios, la empresa y los especialmente los deportes, estando especializada en deporte femenino y polideportivo. También me considero una Geek, amante de la tecnología los gadgets. Ana es la reportera encargada de cubrir competiciones deportivas de distinta naturaleza puesto que se trata de una editora con gran experiencia tanto en medios deportivos como en diarios generalistas online. Mi Perfil en Facebook: https://www.facebook.com/ana.gomez.029   Email de contacto: ana.gomez@noticiasrtv.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *